Protesta de burócratas, origen de fallas en suministro de agua y finanzas municipales

Comparte en redes sociales

La suspensión parcial de labores que hicieron hoy en la mañana miles de trabajadores al servicio de los poderes del Estado y los Municipios de Baja California para solicitar un aumento salarial del 15 por ciento, aun cuando se conforman con el 6%, provocó en Ensenada que la Comisión Estatal de Servicios Públicos (Cespe) culpara a los inconformes de la afectación del servicio de distribución de agua potable, por hasta dos días, a más de 30 mil residentes de cinco colonias de la metrópoli costeña. Y los industriales afiliados a su sindicato (Canacintra) hicieron un llamado a la autoridad local y estatal para que “no cedan a las presiones laborales” de los burócratas, a quienes conminó “a ser solidarios con la población y a no terminar de tronar las finanzas municipales”. En la negociación que los trabajadores entablaron este día con funcionarios estatales en Mexicali, el sindicato planteó un aumento del 15% a salario y prestaciones, y el gobierno ofreció el 3% pero acordó definir el incremento a más tardar el viernes 23 de marzo, así como reanudar en breve la operación de la Comisión Mixta Escalafonaria, que tiene más de dos años sin funcionar con lo que afectó el proceso de jubilación y ascensos escalafonarios de cientos de trabajadores en la entidad. Los burócratas presentaron sus demandas desde septiembre y estaban listos a la negociación en la primera semana de enero, pero fue hasta la primera quincena de marzo cuando el gobierno de Francisco Vega los conminó a platicar. En el Presupuesto de Egresos 2018, el gobierno de Baja California programó una partida para cubrir aumentos de salario en la administración de hasta el 8%. Los burócratas piden que ese porcentaje lo comparta el gobierno con sus trabajadores y recordaron que los trabajadores del poder legislativo recibieron recientemente un aumento del 6% a su salario y prestaciones. A los 4 Vientos presenta los posicionamientos de la CESPE y la Canacintra en torno a la protesta de los burócratas (Foto principal: Uniradio Informa):

El paro en Tijuana (Foto: Antonio Maya / La Jornada BC).

Se suspenden operaciones en planta potabilizadora de la CESPE

Debido a la falta de personal derivado de un paro laboral sindical

Ensenada, B.C., 20 de marzo de 2018.- La Comisión Estatal de Servicios Públicos de Ensenada (CESPE), informa a la comunidad que la Planta Potabilizadora ubicada en la colonia Popular II, se vio obligada a suspender operaciones técnicas debido a la falta de personal derivado de un paro laboral sindical.

Lo anterior lo dio a conocer el Director de la CESPE, Carlos Loyola Peterson, quien explicó que la insuficiencia de personal generó complicaciones en algunas áreas de la paraestatal, sin embargo, la jornada de este día se laboró con el personal de confianza disponible, a fin de minimizar la problemática y dar pronta solución.

El funcionario estatal, explicó que con la interrupción de las labores en la Planta Potabilizadora, se verán afectadas alrededor de 30 mil personas con la disminución y/o falta del servicio de agua en las colonias Revolución, Reacomodo Lomitas, 2 de Septiembre, Lázaro Cárdenas y Márquez de León, durante la tarde de este martes y el miércoles 21 de marzo.

Loyola Peterson, refirió que el impacto por la falta de personal afectó en todas las áreas y en los servicios que se dejaron de brindar a los usuarios, tales como la falta de cajas abiertas, por lo que no se pueden realizar convenios ni contratos de servicios.

Así mismo, las oficinas del Centro Comercial Misión permanecen cerradas, no se contó con personal en el área de Egresos para la realización de pagos; de igual manera en el departamento de contabilidad.

Lo anterior dijo, genera la imposibilidad de atender las solicitudes de bancos que participan en la oferta de la línea de crédito para la Planta Desaladora Padre Kino en San Quintín.

“Solo tenemos una tercera parte de las cuadrillas que atienden fugas y tiraderos, están suspendidas las reparaciones, detenida la operación del área de proyectos y sólo contamos con una cuadrilla de emergencia para atender el sistema de drenaje”, informó el titular de CESPE.

En San Quintín, mencionó, no es posible la distribución de agua en pipas, realización de pagos, ni convenios; en tanto que la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales El Naranjo continúa operando con normalidad, a fin de evitar derrame de aguas negras. Sin embargo, algunas de estas funciones se realizan con personal que está doblando su turno con costo de tiempo extra no presupuestado.

La planta potabilizadora afectada (Foto: Cortesía Cespe).

Industriales piden al ayuntamiento y estado no ceder a presiones sindicales

Exhorta a burócratas a ser solidarios con la población y a no terminar de “tronar” las finanzas municipales.

Ensenada, B.C. a 20 de marzo de 2018.-Sin dejar de reconocer el derecho que tienen los trabajadores sindicalizados del gobierno municipal y del estado, de aspirar a mejorar su nivel de vida, la Cámara Nacional de la industria de Transformación de Ensenada (Canacintra) pidió a las autoridades a no ceder a las presiones sindicales en virtud de la difícil situación financiera que padece el ayuntamiento.

Alejandro Jara Soria, presidente de Canacintra señaló que al estar imposibilitado financieramente, de ninguna manera el municipio puede destinar más recursos al pago de la nómina de alrededor de mil 100 sindicalizados.

Lo más grave es que al ceder a las demandas de entre el 5 y 8%, el gasto podría extenderse al resto de los más de 3 mil trabajadores que integran la burocracia municipal que ya representa una erogación del 90% del presupuesto anual para el pago de la nómina, indicó.

El dirigente empresarial exhortó a los burócratas a tomar consciencia de la complicada situación que enfrenta el gobierno municipal y que podría dejar sin los servicios básicos como alumbrado, seguridad, recolección de basura y bacheo a la población que a final de cuentas sufre las consecuencias.

Los trabajadores municipales también forman parte de la comunidad, pero disfrutan de salarios dignos, seguros, prestaciones excepcionales y por lo menos una docena de bonos y ayuda que son un verdadero privilegio al que ni en sueños tiene acceso el resto de la sociedad, comentó Jara Soria.

Manifestó que además de pagar con sus impuestos, derechos y multas la exorbitante nómina municipal, la sociedad aún tiene que padecer la suspensión de los servicios por los paros que hacen quienes deberían de estar para servir y no para usar el tiempo pagado por los contribuyentes para hacer sus manifestaciones.

La Canacintra no está en contra de los derechos de nadie, pero por encima de todo está el bien de la comunidad que sostiene al gobierno y que no tiene porqué sufrir las consecuencias de una mala política en la administración pública y de las exigencias sindicales, sobre todo cuando ya de por si resulta muy cara, dijo.

Jara Soria hizo un llamado al Gobierno del Estado para que en el ámbito de su competencia evite otorgar aumento alguno ya que al hacerlo dejaría en la indefensión al municipio para negociar un trato justo ya que históricamente los ayuntamientos se han visto obligados a avenirse a lo pactado entre estado y sindicato.

El paro en Mexicali (Foto: uniradioinforma.com)


Comparte en redes sociales