Fundación cubana cree que las “potencias buscan recolonización cultural del mundo”

Comparte en redes sociales

El presidente de la Fundación Nicolás Guillén de Cuba, Nicolás Hernández Guillén, dijo a Sputnik que las grandes potencias occidentales quieren recolonizar por la fuerza a las naciones menos desarrolladas e imponerles también su dominio cultural.

Agencia Sputnik

La Habana, Cuba, 12 de julio del 2017.- “Desde el punto de vista cultural, sin dudas, el proyecto de colonización abarca el universo entero y a mí me preocupa tanto como lo otro que hallemos natural que nos colonicen, nos subyuguen, que estemos de acuerdo con el que nos priva de nuestro derecho a la felicidad, a la riqueza, como plantea el proyecto imperial”, dijo el nieto del poeta cubano Nicolás Guillén.

Hernández Guillén agregó que “la violencia de la ultraderecha en Ucrania, Venezuela y los bombardeos contra Siria y Afganistán son solo puntos álgidos porque la propuesta hegemónica real es para el planeta todo”.

El presidente de la Fundación estuvo presente en el coloquio Cultura Contra Fascismo, que culminó en la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac) con sede en La Habana.

El coloquio fue auspiciado por la Fundación y la Asociación Valenciana de Amistad con Cuba “José Martí”, en homenaje al aniversario 80 del II Congreso de Escritores en Defensa de la Cultura, realizado durante la Guerra Civil española (1936-1939) y al aniversario 115 del natalicio de Guillén (10 de julio de 1902).

La actividad fue inaugurada por el presidente de la Uneac, Miguel Barnet, y contó con la presencia de unos 25 ponentes de Cuba y España.

En relación con el contexto del mundo actual, Hernández Guillén consideró que el capital tuvo éxito en “la perversión de los grandes adelantos científicos contemporáneos” para ponerlos al servicio de sus intereses globales.

Agregó que las grandes potencias proponen a las naciones menos desarrolladas “que se miren en su espejo” e ilusoriamente pretendan ser como ellos, cuando en realidad el rol natural al que los tienen destinados es el de garantes de su enriquecimiento mediante el control de sus recursos materiales y humanos.

“Por eso considero muy importante unir fuerzas porque los intelectuales tienen la responsabilidad de contribuir a crear conciencia, un arma que hoy resulta más necesaria que nunca”, aseguró el entrevistado.

Sobre su abuelo, Hernández Guillén recordó que llegó a España hace 80 años como un hombre de alta sensibilidad, con muchas preocupaciones sociales.

Aseguró que, sin duda, la lucha en defensa de la República española multiplicó el grado de compromiso de su abuelo al punto que ingresó al Partido Comunista de España y cuando murió, el 16 de julio de 1989, militaba en el de Cuba.

“Estoy seguro de que estaría en esta reunión que sesionó bajo el lema de Cultura contra fascismo y estaría utilizando su autoridad, ganada con extraordinarias realizaciones artísticas, para ponerla al servicio del empeño de crear una conciencia, de prepararnos para enfrentar la agresión de que somos objeto con balas, bombas, armas químicas, drones y también en el campo cultural”, sostuvo el presidente de la Fundación Guillén.

Durante el coloquio, los ponentes recordaron la presencia en el II Congreso de Escritores hace 80 años en España de autores cubanos como Juan Marinello, Nicolás Guillén, Félix Pita Rodríguez, Alejo Carpentier y Leonardo Fernández Sánchez y del periodista y narrador Pablo de la Torriente Brau, caído en combate en diciembre de 1936 durante la defensa de Madrid.

Los organizadores informaron que un segundo capítulo de este coloquio tendrá lugar en noviembre próximo en la ciudad española de Valencia.


Comparte en redes sociales