Fuera máscaras: Es Jaime Bonilla quién siempre ha querido gobierno de 5 años en Baja California

Porque se constriñen sus derechos político electorales y porque el poder legislativo de Baja California dejó incompleto el proceso de reforma constitucional para emparejar las elecciones del estado y la federación en 2021, Jaime Bonilla Valdez, candidato a gobernador de la coalición “Juntos Haremos Historia por Baja California”, refutó el periodo de la próxima gubernatura en el estado.

Bonilla, en la candidatura 2018 al Senado de la República (Foto: La Jornada)

Javier Cruz Aguirre* / Foto principal: Bonilla y López Obrador en una de las reuniones privadas -“de amigos”, diría el Presidente de México- que sostuvieron hace unos días en Baja California (Proceso)

Ensenada, B.C., 4 de abril del 2019.- Lo hizo ante el Maestro Raúl Guzmán Gómez, Secretario Ejecutivo del Instituto Estatal Electoral (IEEBC), quien este día turnó el expediente del juicio al Tribunal de Justicia Electoral de Baja California para que éste decida si, en apoyo a la demanda del candidato morenista, nuevamente amplía el periodo de gobernador de 2 a 5 años.

El tema se ha debatido intensamente en las instancias legislativas y judiciales de Baja California desde septiembre de 2018, y apenas el pasado 27 de marzo la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) acordó por unanimidad anular la sentencia del Tribunal Electoral de Baja California, dictada el 24 de febrero, para ampliar de manera ilegal -a 5 años- el periodo de la gubernatura.

Con su fallo, la Sala Superior dejó el tiempo de gobierno en 2 años (2019-2021), tal y como lo establece una reforma constitucional que se aprobó -de manera unánime- en el congreso local y se publicó en el Periódico Oficial de Estado el 17 de octubre del 2014.

Bonilla Valdez, inconforme desde septiembre del año pasado con el tiempo de gobierno tan reducido, alega hoy que el tribunal electoral debe incluir en el análisis jurídico del caso los amparos indirectos que solicitaron los Ayuntamientos de Ensenada, Tecate y Playas de Rosarito, en reclamo a presuntas irregularidades en la notificación de la reforma que les hizo el congreso.

Imagen: Agencia AFN

– “No se siguió el procedimiento de reforma constitucional previsto en el artículo 112 de la constitución local de notificar puntualmente a los cinco cabildos para su aprobación, ya que se requieren 3 de los 5 gobierno municipales para que (la reforma constitucional) proceda”, indica Bonilla en su recurso.

Al respecto, el Maestro en Derecho Daniel Solorio Ramírez, catedrático de Derecho Constitucional, Garantías Individuales y Derechos Humanos de la Universidad Autónoma de Baja  California, ex Magistrado Presidente de la Segunda Sala del Tribunal de Justicia Electoral del Estado y Presidente de la Comisión Ciudadana de los Derechos Humanos del Noroeste, comentó:

– “Los ayuntamientos de Baja California, si es bien cierto que en aquel 2014 sólo uno votó de manera explícita a favor de la reforma, los otros cuatro dieron su aprobación tácita ya que, según la Constitución, si los ayuntamientos no contestan al congreso del estado en un plazo de 30 días, se entiende, y así se determina legamente, que están de acuerdo con la reforma y por lo mismo la aprobaron de manera implícita.”

Por eso –agregó-, la reforma electoral que tiene sustento en el Decreto 112 del Congreso del Estado por el que se reformaron, adicionaron y derogaron diversas disposiciones constitucionales en materia política electoral, tiene, “al menos desde la perspectiva jurídica constitucional, todos los elementos para surtir sus efectos.”

Es importante señalar que Solorio Ramírez, al hacer un análisis jurídico de la sentencia de los magistrados electorales Leobardo Loaiza y Jaime Vargas a favor de ampliar a 5 años el plazo de gobierno en Baja California, afirmó que éstos juzgadores invadieron ilegalmente facultades del poder legislativo constituyente. Semanas después, el TEPJF utilizó los mismos términos legales para anular el veredicto de los jueces bajacalifornianos.

https://www.facebook.com/MetatubeCom/videos/347861679272834/

En su recurso legal, Jaime Bonilla incluyó el argumento de que el IEEBC no fundamentó ni razonó el cambio a la convocatoria que le ordenó el Tribunal Electoral estatal, en su resolución del 24 de febrero, para comprimir el periodo de la próxima gubernatura.

– “El acuerdo por el que se aprueba la candidatura (de la coalición) está indebidamente fundado en una convocatoria que, posterior a mi registro, fue reducida sin que las circunstancias o razones o consideración hayan sido explicadas por el OPLE (Organismo Público Local Electoral)”, indica Bonilla en la objeción.

Y destacó que cuando el Consejo General del Instituto Electoral aprobó su registro -el 30 de marzo-, el organismo no hizo ningún pronunciamiento específico sobre modificar de nueva cuenta la convocatoria aprobada en diciembre de 2018.

Cabe recordar que en los primeros días de marzo, cuando el debate por la sentencia del tribunal electoral del estado que amplió a 5 años el periodo de gobierno estaba en su punto más álgido, Jaime Bonilla dijo en malos términos a los reporteros que “ese no es mi tema.”

De fracasar el quinto intento de Morena por ampliar el periodo de gobierno de 2 a 5 años, el periodo de la gubernatura del 2019 iniciará el 1 de noviembre del 2019 y concluirá el 31 de octubre del 2021.

*Esta nota se publicó originalmente en el portal de la Revista PROCESO, Aquí esta el enlace a la fuente:

https://www.proceso.com.mx/578274/bonilla-valdez-insiste-en-que-el-periodo-de-la-proxima-gubernatura-de-bc-sea-de-cinco-anos

Comparte en redes sociales