Ante petición de respeto al Derecho al Agua de los bajacalifornianos, Bonilla, Conagua, Semarnat y Constellation guardan silencio

A 7 días hábiles de que venza el plazo para que el Gobernador de Baja California Jaime Bonilla Valdez y la Directora General de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), Doctora Blanca Jiménez Cisneros, contesten si aceptan o rechazan la Recomendación 01/2020 de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos referente al respeto al Derecho al Agua de los habitantes de Mexicali en el caso de la cervecera Constellation Brands, ambos funcionarios no han dado una respuesta a la CNDH que hoy reunió en Mexicali a su Director General de la Sexta Visitaduría General –Edgar Sánchez Ramírez- con las organizaciones de las Resistencias Unidas de Baja California, y mañana miércoles 19 de febrero presentará y comentará la trascendental Recomendación (a las 10 de la mañana) también en la capital del estado.

La protesta que no ve, no escucha y mucho menos comenta, y más si el reclamo ahora lo hizo propio la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (Foto: Reforma)

Javier Cruz Aguirre / 4 Vientos / Foto principal: Cuartoscuro

Ensenada, B.C., 18 de febrero 2020.- Igual mutismo sobre el tema guarda la empresa transnacional tanto en su portal digital internacional como en el de su filial en México, actitud pasiva que no asumió incluso cuando el Presidente Andrés Manuel López Obrador, en la entrevista mañanera del pasado 23 de septiembre, criticó la construcción de la planta cervecera en Baja California y opinó que la empresa debió levantarla en el sur, donde hay más disponibilidad de agua.

De hecho, sólo la Conagua emitió un comunicado –el 9 de febrero– en donde informa de manera escueta que toma nota del comunicado de prensa en el que la CNDH emite una recomendación por presunta “violación al derecho humano al agua, derivada de la construcción y operación de planta cervecera”.

Por su parte, el mandatario estatal no ha hecho ningún pronunciamiento al respecto, lo que contrasta con la opinión que expresó la mañana del pasado 20 de enero para respaldar la instalación de la transnacional en Mexicali.

Su espaldarazo a Constellation se dio horas después de que Blanca Jiménez y el secretario federal del Medio Ambiente, Víctor Toledo, tras asistir a un foro de análisis del proyecto cervecero, determinaron que hay suficiente agua para la operación de la transnacional en la entidad.

Tras certificar que en ese foro se determinó que la compañía cumple con los requerimientos técnicos y científicos, el morenista declaró:

Yo me tengo que acatar a lo que dice el gobierno federal porque es un tema de agua, y el gobierno federal dice que el agua no está en riesgo, eso ya se superó (…) Hay que seguir adelante con el proyecto que sin duda traerá grandes beneficios con respecto a la inversión, al apoyo social, sólo hay que estar pendientes que la empresa cumpla con sus compromisos sociales, que estoy seguro que los va a hacer y si el agua no es problema, yo no le veo ninguna dificultad”.

Por su parte, la Conagua precisó el 9 de febrero –la Recomendación 01/2020 se emitió tres días antes– que la autoridad ambiental, incluida la Comisión, no ha emitido dictamen sobre la operación de la empresa en Mexicali.

La directora de la Conagua,Blanca Jiménez Cisneros (Foto: Facebook)

“Hasta el momento –mencionó el comunicado-, únicamente se han fijado posturas basadas en información técnica disponible. En este y en todos los casos que atiende, la CONAGUA está plenamente comprometida con el cumplimiento del derecho humano al agua y se conduce con base en los principios de legalidad y transparencia.”

Y terminó diciendo que revisará la recomendación emitida por la CNDH y atenderá los elementos “que resulten técnica y científicamente procedentes.”

Constellation Brand tampoco emitió comentario alguno tras el anuncio de la emisión de la Recomendación que pide a Bonilla y a Blanca Jiménez que realicen una detallada y amplia revisión e investigación al proceso de instalación de la planta cervecera , ya que funcionarios estatales y de la misma oficina federal, al dotar de millones de metros cúbicos de agua a la transnacional y avalar su instalación y operación en el estado, incurrieron en graves violaciones institucionales al Derecho al Agua de millones de bajacalifornianos que viven en las zonas urbanas y rurales de la entidad.

El último comunicado de la filial mexicana de la cervecera sobre la instalación de su planta en Mexicali tiene fecha del 26 de septiembre del año pasado, y se refiere a lo dicho por López Obrador en su conferencia matutina del 23 de septiembre.

El proyecto de construcción de la cervecera en Mexicali cuenta con todos los permisos y licencias necesarias para la etapa en la que se encuentra.”, manifiesta el documento.

Asimismo, afirma que Constellation Brands siempre se ha conducido “con transparencia, apertura y voluntad de colaboración con las autoridades de todos los niveles.”

Explicó que la compañía eligió a Mexicali porque, además de la cultura cervecera de la región y el “talento extraordinario” de la gente, “el proyecto es integral y sustentable de forma social, ambiental y económica”.

Le contestaron a AMLO, pero a la Recomendación de la CNDH le hicieron mutis (Internet)

Y afirmó que existen estudios científicos independientes conducidos por el Instituto Mexicano de Tecnología del Agua (IMTA) y El Colegio de la Frontera Norte (Colef), que avalan la viabilidad y sostenibilidad ambiental del proyecto y validan que éste no supone riesgo alguno para la disponibilidad de agua.

Nuestro compromiso es con la comunidad de Mexicali. Somos y seguiremos siendo parte activa para generar bienestar y crecimiento regional”, concluyó en su escrito.

El Reglamento Interno de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos determina que una vez aprobada y suscrita la Recomendación por el presidente de la Comisión, en este caso la Maestra María del Rosario Piedra Ibarra, se notificará de inmediato a la autoridad o servidor público a la que vaya dirigida, a fin de que adopte las medidas necesarias para su cumplimiento

El Artículo 136 de esa norma establece que la autoridad o servidor público a quien se haya dirigido una recomendación, dispondrá de un plazo de 15 días hábiles para responder si la acepta o no.

Al concluir el plazo –que en el caso de la Constellation Brands termina el próximo 27 de febrero sin que la autoridad o servidor público al cual se le dirigió la recomendación realice manifestación alguna, ésta se tendrá por no aceptada. En ese caso, la negativa se hará del conocimiento de la opinión pública.

Pero si la Recomendación es aceptada, la autoridad implicada dispondrá de un plazo de 15 días hábiles -contados a partir de la recepción del comunicado- para que manifieste la aceptación de la recomendación para enviar a la Comisión Nacional las pruebas de que ha sido cumplida.

“Cuando a juicio del destinatario de la recomendación el plazo a que se refiere el artículo anterior (el 136), para el envío de las pruebas de cumplimiento, sea insuficiente, lo expondrá de manera razonada al presidente de la Comisión Nacional, planteándole una propuesta de fecha límite para probar el cumplimiento total de la recomendación.”

El Senado de la República es la segunda instancia que puede obligar el cumplimiento de la Recomendación 01/2020, antes de que se permita al Presidente de la Comisión derechohumanista denunciar, «por la vía que corresponda», a los servidores públicos señalados en la recomendación como responsables y no la acepten (Foto: Mientras tanto en México)

Por reforma al párrafo segundo del Apartado B, del artículo 102 constitucional, en materia de fortalecimiento de las recomendaciones de las Comisiones de Derechos Humanos, el Congreso de la Unión determinó hacer modificaciones a la Ley de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos y a la Ley Federal de Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos, para que, cuando las recomendaciones de la CNDH emitidas no sean aceptadas o cumplidas, se proceda conforme a lo siguiente:

a) La autoridad o servidor público de que se trate deberá fundar, motivar y hacer pública su negativa, y atender los llamados de la Cámara de Senadores o en sus recesos la Comisión Permanente, a comparecer ante dichos órganos legislativos, a efecto de que expliquen el motivo de su negativa.

b) La Comisión Nacional determinará, previa consulta con los órganos legislativos referidos en el inciso anterior, en su caso, si la fundamentación y motivación presentadas por la autoridad o servidor público que se hubiese negado a aceptar o cumplir las recomendaciones emitidas, son suficientes, y hará saber dicha circunstancia por escrito a la propia autoridad o servidor público y, en su caso, a sus superiores jerárquicos, para los efectos del siguiente inciso.

c) Las autoridades o servidores públicos, a quienes se les hubiese notificado la insuficiencia de la fundamentación y motivación de la negativa, informarán dentro de los quince días hábiles siguientes a la notificación del escrito referido en el inciso que antecede, si persisten o no en la posición de no aceptar o no cumplir la recomendación.

d) Si persiste la negativa, la Comisión Nacional podrá denunciar por la vía que corresponda, a los servidores públicos señalados en la recomendación como responsables.

Es decir, la Ombudperson, tras el largo proceso de conseguir la aprobación de su Recomendación, podrá presentar las denuncias administrativas y penales que considere adecuadas para, por ejemplo, hacer cumplir el Derecho al Agua de todos los bajacalifornianos, por encima de los intereses de las industrias y comercios.

Esto podría ser el motivo por el cual ni el gobernador Bonilla ni la directora de la Conagua, y mucho menos el consorcio cervecero transnacional, han contestado hasta hoy a la Maestra Rosario Piedra y al contenido de la trascendental Recomendación.

Nota de contexto: De cómo el secretario del Medio Ambiente, Víctor Toledo, «rasuró» el contenido de la Recomendación 01/2020 para salvar de responsabilidad a la SEMARNAT; de cómo el Presidente López Obrador juega un papel «timorato» en el problema de la Constellation Brands, y de cómo esta transnacional, con el apoyo de la federación, el estado de Baja California y la Presidencia Municipal de Mexicali, hundieron al sector agrícola del valle de Mexicali con tal de beneficiar a la cervecera: