Director de Comercio de Ensenada se deslinda de actos de corrupción sugeridos en audio y pide a Sindicatura que investigue

José Ángel León, Director de Comercio, Eventos y Espectáculos del XXIII Ayuntamiento de Ensenada, solicitó este día a la Sindicatura que investigue el audio en donde un presunto funcionario municipal, probablemente el Director municipal de Comunicación y Relaciones Públicas, Juan Francisco Padilla Ortega, solicita a un comerciante porteño que apoye una campaña mediática oficial a favor de contratar, con una empresas, la renta de camiones recolectores de basura a un costo anual para el erario de 30 millones 600 mil pesos.

Javier Cruz Aguirre / 4 Vientos

Ensenada, B.C., 5 de diciembre 2019.- En el audio, que A los 4 Vientos publicó ayer en sus redes sociales, se escucha decir al presunto servidor público que el regidor independiente Raúl Vera “quiere tumbarnos” el tema del contrato de arrendamiento, por lo que es necesario para el gobierno local “mostrar músculo” e imponer el proyecto de entregar al sector privado el servicio de recolección de basura doméstica.

Luego, sugiere al interlocutor “darle por ahí güey” –que la empresa se quede con el contrato- y usar “a tu gente, con los morros que tengas en Injuve (Instituto Municipal de la Juventud)” para boicotear la entrevista que Raúl Vera sostendría en un programa radiofónico matutino local.

Es entonces que el supuesto servidor público le dice a la persona con la que habla por teléfono: “Algún favor se va a ocupar, güey, y ahora sí ya sabes que la Dirección de Comercio y Alcoholes estamos dispuestos a negociar algún favor que ocupes; nosotros te vamos a apoyar, pero sí necesitamos que nos eches la mano.”

Y le recuerda que hay “otros grupos” que estuvieron trabajando en la pasada campaña electoral que pueden “rodar”  la campaña contra el regidor independiente, y se pronuncien “a favor de que sea la iniciativa privada quien se encargue de dar la solución” al problema de la recolección de basura, “y el municipio nomás pagar”.

Por estas declaraciones, este día José Ángel León elaboró y difundió un video en donde rechaza estar involucrado en una cadena de favores para quienes apoyen el proyecto de arrendamiento del servicio de recolección de basura doméstica en Ensenada.

Igualmente anunció que este día se presentó a la Sindicatura para que investigue lo que se afirma en el audio de ayer.

“Mi equipo de trabajo y yo nos estamos desempeñando siempre aplicando las reglas del desempeño público”, dice.

También que los dichos del presunto funcionario municipal son un atentado contra su política de trabajo, por lo que “decidimos llevar a cabo una denuncia con Sindicatura para que den con el responsable  de ese audio”.

Y concluye: “Esto no suma en nada a la instrucción que tenemos del alcalde Armando Ayala Robles, del partido Morena de trabajar siempre con honestidad y transparencia. Eso lo hemos acatado siempre” por lo que ofrece a la ciudadanía atenderla con una política “de puertas abiertas, siempre con honestidad y transparencia.”

Por su parte, el también regidor independiente Miguel Orea Santiago, quien igual ha denunciado presuntos actos de corrupción en el proceso de entrega en renta de una parte del servicio público de recolección de basura doméstica en la ciudad, denunció que la respuesta del alcalde Ayala Robles -“y sus asesores, que tan caro nos cuestan”- a la oposición a su plan, es “decir falacias a los medios (de comunicación)  y meterse con mi familia.”

En un comunicado expresó su deseo de que “ojalá  un día los políticos salden sus deudas de campaña (con dinero) de su bolsa”, y no con recursos del erario.

“La falacia del que despacha como Presidente Municipal –remató- es (afirmar) que los que nos oponemos a la llegada de la empresa Ecoterra, es porque no queremos que se solucione el problema de la basura., que sólo le queremos pegar al fuerte. ¡Qué persona tan arrogante, en serio! No se vale que sean así de burdos en sus acciones y respuestas.”

El pasado 2 de agosto, el entonces alcalde de Ensenada Marco Antonio Novelo Osuna y el edil electo Armando Ayala, recibieron en donativo de la ciudad de Los Ángeles, siete camiones recolectores de basura y un tracto camión para reforzar los trabajos de recolección de basura. Dos meses después, Ayala, ya presidente municipal, informó que había recibido 19 contenedores también de la ciudad californiana y que su gobierno diseñaría una estrategia integral por sectores para regularizar las rutas de recolección de basura y ya hablaba de que Ensenada enfrentaba una “emergencia sanitaria” por la proliferación de desechos domésticos en la calle, argumento político que no era nuevo. En mayo pasado, durante un acto de campaña electoral que se denominó “Charlas sobre el Medio Ambiente con Candidatos” y se realizó en un hotel de Tijuana, Jaime Bonilla habló por primera vez de que todos los municipios del estado enfrentaba riesgos sanitarios por la acumulación de basura no recolectada, y reveló que ya había platicado “con una empresa holandesa especializada en transporte y procesamiento de la basura, que puede generar energía y venderla barata”, por lo que le pediría a los alcaldes que resultaran electos el 2 de junio, “echarse una vuelta por los basureros”. Siete meses después de esa afirmación, Armando Ayala, alegando enfrentar un riesgo sanitario decretado por una dependencia del ejecutivo estatal, está listo a entregar en renta a Ecoterra, la recolección parcial de basura doméstica en Ensenada. El guion se aplica al pie de la letra (Foto: Cortesía).

Por su parte, el ayuntamiento emitió un comunicado en donde informa que «el proyecto para la atención al riesgo sanitario» se realiza conforme a derecho y que «no busca lucrar ni concretar negocios turbios, como lo han manifestado algunas actores políticos.»

Indica que el 4 de noviembre, la Secretaría estatal de Salud emitió un dictamen de riesgo sanitario, por lo que determinó diseñar un programa emergente para fortalecer la recolección de desechos en la ciudad y evitar que el riesgo se convierta «en una realidad epidemiológica.»

También que la administración municipal realizó «un estudio minucioso y de revisión de diversas estrategias», y concluyó que la opción más conveniente era el servicio de arrendamiento, más transferencia, sin que a la fecha se haya firmado ningún contrato como parte del proceso de adjudicación.

Asimismo, tuvo que informar que la adquisición de camiones y recolección directa tendría un costo de 39.4 millones de pesos anuales, mientras que el arrendamiento por año el costo es de 26.8 millones al año, por lo que el costo por tonelada recolectada por el Ayuntamiento es de mil 267 pesos, mientras que por arrendamiento es de 599 pesos.

Finalmente, revela que «la firma del contrato no representa ni la privatización del servicio ni vulnera o pone en riesgo los derechos de los trabajadores del Departamento de Limpia», y que en aras de garantizar la transparencia del proceso, «integrantes del cuerpo edilicio revisarán el contrato de adjudicación y mantendrán vigilancia sobre el cumplimiento del mismo.»