Maquiladoras venden ilegalmente productos en México y provocan creación de 56 nuevas normas de importación

Porque 57 empresas del sector maquilador y manufacturero del norte de México fueron sorprendidas vendiendo sus productos electrónicos dentro del territorio nacional, cuando acordaron no hacerlo, la Secretaría de Hacienda impuso 56 nuevas normas temporales para  la importación de insumos de las industrias.

Javier Cruz Aguirre / 4 Vientos / Foto principal: El Economista.

Ensenada, B.C., 15 de mayo 2019.- Las pautas comerciales entrarán en vigor el 3 de junio, pero en el trayecto de su generación y publicación en el Diario Oficial de la Federación, periodo que abarca siete meses contados a partir de noviembre del 2018, al menos seis empresas asentadas en México que requieren importar insumos para realizar sus procesos productivos, están retirándose de la franja fronteriza debido a que el gobierno federal endureció sus políticas para generar permisos de importación.

En opiniones por separado de los especialistas en Auditoría en Comercio Exterior Daniela González y Octavio de la Torre de Stéffano, ambos de Mexicali, quedó en claro que las reiteradas malas prácticas en las que cayeron el 7% de las industrias manufactureras que operan en la frontera norte de México, generaron que los trámites se detuvieran en tanto se creaban las nuevas normas comerciales.

– “Anteriormente, las empresas Imex (Industria Maquiladora y Manufacturera de Exportación) estaban acostumbradas a manejarse con una carta de no comercialización, en la cual manifestaban que no iba a comercializar sus productos en el interior del país, generalmente electrónicos, para importar insumos con los cuales elaborar sus productos; sin embargo, ahora la autoridad menciona que derivado a que detectó varias incidencias en las que se estaban vendiendo en el país, las reglas cambiaron”, comentó Daniela González en rueda de prensa.

Informó que a partir del lunes 3 de junio, las empresas del sector que deseen seguir importando insumos para el desarrollo de sus productos, deberán obtener una certificación mediante un ente certificador como la Asociación de Normalización y Certificación (ANCE).

Foto: Uniradio Informa.

En todo caso, recomendó la especialista, las maquiladoras deberán buscar asesoría especializada para estar preparadas “y leer la letra fina” en busca de excepciones que puedan beneficiarlas.

– “Cada producto tiene distintas normas. Puede haber ciertas fracciones que contemplen una o hasta cinco normas, las cuales tienen un costo alrededor de 6 mil a 56 mil pesos, por lo que es recomendable dar seguimiento al trámite o hacer ciertas excepciones.”

Por su parte Octavio de la Torre declaró al portal Uniradio Informa que el endurecimiento del gobierno mexicano para entregar los permisos de importación de insumos, creó la migración a los Estados Unidos de algunas manufactureras y maquiladoras asentadas en la frontera con México.

– «Desde noviembre del año pasado estas compañías están haciendo trámites de importación que han sido rechazados, o su resolución se posterga, porque les piden información adicional que no se encuentra dentro del instructivo de la norma. Así pasan 4 o 5 meses y al ver que no tienen respuesta, optan por trasladarse a Estados Unidos o a otros países a trabajar.”

Trabajadores de maquila en Matamoros, en paro de labores en petición a mejoras salariales (Foto El Sol).

Finalmente, el experto comercial recomendó a las autoridades de Hacienda y Comercio enfocarse en la creación de condiciones óptimas para que los negocios manufactureros “sean rentable, pueda crecer y generen impuestos en México.”

Actualmente, el Consejo Nacional de la Industria Maquiladora y Manufacturera de Exportación (Index), cuenta con mil 200 empresas afiliadas en 26 estados de la república.

El total de socios de Index agrupan a más del 80% de la fuerza laboral de la industria mexicana de exportación, lo que equivale a 2 millones 882 mil 761 empleos directos formales al cierre del año 2018.

El 70% de las compañías asociadas funcionan en la frontera norte de México, por lo que el número de empresas que violaron los acuerdos que les permiten importar insumos con el compromiso de no vender en el interior de la república sus productos terminados, apenas representan al 7% de las industrias asentadas en la zona fronteriza norte del país.