SALTO CUÁNTICO: Escribamos juntos

Muy bien, si de memes y posibles daños a la “intachable, incorrupta, cristalina y digna moral” se trata, entonces habremos de tener sumo cuidado para no caer en posibles tentaciones de desfogue popular ante la evidente red de corrupción e impunidad en la que estamos inmersos.

José Luis Flores Treviño* / A los 4 Vientos

Un abogado amigo muy querido, me comentó que por mis artículos soy antisistema, yo le digo que soy anticorrupción. Como no podemos mencionar nombres e imágenes explícitas acerca del comportamiento de los servidores públicos, debido a una ley llamada mordaza, ya que aunque sea cierta la comprobación de actos en contra del pueblo de México, los perpetradores que hayan incurrido en desfalco, robó de recursos públicos, tráfico de influencias, desvió de sumas millonarias para beneficio personal, pactos con el crimen, abuso de poder público y muchas otras agravantes anticonstitucionales, no podemos publicar una caricatura, meme u opinión en la cual manifestemos nuestra inconformidad o catarsis al menos, porque podremos ser demandados por personajes comprobadamente asesinos mediante sus acciones de políticas públicas ejercidas a lo largo de un mandato.

La ley dice que debemos permitir que las autoridades del poder judicial se encarguen de dar el seguimiento puntual y constitucional a cada acto delincuencial, sea cual fuere su implicación legal; sí, el problema es que hemos visto salir impunes a un sinfín de funcionarios, pese a la comprobación del crimen.

Ahora bien, cuando una sociedad no tiene ninguna válvula de escape y además de ser violentada con políticas públicas que exterminan el poder adquisitivo, la salud de calidad, educación, empleos bien remunerados y cada aspecto de justicia social, termina por llenar el buche de piedritas y revienta en una gama de protestas y estallidos peores que cuando se podía al menos reír de los funcionarios.

No digo que satirizar sea la salida a una crisis profunda de injusticia, digo que, mediante el ánimo creativo masivo compartido en redes sociales coadyuva a catalizar los ánimos colectivos. Además y por mucho, si una sociedad no puede expresarse libremente, implica la imposibilidad positiva del libre albedrío. La anarquía es más susceptible de tomar el control cuando se restringe la libertad de expresión. Agreguemos las salidas clandestinas y al margen cuando la coerción es el principal recurso de control de un gobierno. Sumemos la recién aprobada Ley de Seguridad Interior.

Pero igual, entre mas restricciones mayor búsqueda de expresión. Sin decir un solo nombre, sin  buscar licencias poéticas o cambiar unos nombres por otros, se puede evidenciar todo.

¿Acaso la gente está ajena a su vida cotidiana? ¿Acaso es difícil saber quién permitió la desaparición de los 43?

  • Falta de poder adquisitivo
  • Fraude de Odebrecht
  • Desvío de recursos para campaña electoral
  • Gobernadores prófugos
  • Aprobación de leyes apátridas
  • Acteal
  • Atenco
  • Incrementó de muertes violentas
  • Crecimiento del crimen
  • Gasto excesivo y obsceno en publicidad oficial.
  • Cientos de mujeres violentadas, desaparecidas y asesinadas. Al igual que hombres y niños.
  • Periodistas asesinados
  • Etc. Etc…

Vamos a realizar una columna interactiva si es posible. Usted, querido lector, concluya e incremente la lista, en cada rincón del país existe un sinfín de actos de corrupción e impunidad. Sin decir nombres o hacer memes, estoy seguro que todos y todas sabrán de quienes hablamos. Deje los puntos suspensivos y continúe con la lista, y reciban un caluroso abrazo y con la esperanza que podamos cambiar la historia…

 

* José Luis Treviño Flores, Coordinador Académico en el subsistema de secundarias.