Tome Uber bajo su riesgo: ya no se responsabiliza de los choferes, la calidad, lesiones, etcétera

La empresa de transporte privado Uber actualizó esta semana sus nuevas políticas de servicio en América Latina, entre las que destacan, por ejemplo, que no se hace responsable de la calidad del servicio, que los usuarios renuncian a presentar demandas, además de aplicar una tarifa de cargos extra por objetos olvidados en sus unidades.

Sin Embargo / A los 4 Vientos

1. NO GARANTIZA SEGURIDAD A USUARIOS

En la sección de “Renuncia”, la empresa especifica que “no garantiza la calidad, idoneidad, seguridad o habilidad de los terceros proveedores (conductores). Usted acuerda que todo riesgo derivado de su uso de los servicios y cualquier servicio o bien solicitado en relación con aquellos será únicamente suyo”.

Es decir, Uber no se hace responsable de la calidad del servicio de los conductores y de que todo riesgo al que se expongan los usuarios al abordar el vehículo es responsabilidad del pasajero.

Este apartado ha generado reacciones negativas por parte de usuarios en redes sociales debido a que en los últimos meses una serie de denuncias sobre asaltos, violaciones y asesinatos de mujeres colocó a las autoridades y las empresas del transporte privado como Uber y Cabfy en el ojo público.

2. NO SE APEGA A LA FIGURA LEGAL DE LA CDMX

En el apartado de “Servicios”, Uber señala que “no presta servicios de transporte o de logística o funciona como una empresa de transportes y que dichos servicios de transporte o logística se prestan por terceros contratistas independientes, que no están empleados por Uber ni por ninguna de sus afiliados”.

Pero este apartado entra en conflicto con las disposiciones de la Ley de Movilidad vigente de la Ciudad de México, en que las plataformas son consideradas como “servicio privado de transporte con chofer mediante aplicaciones”, es decir, una empresa que presta servicio de transporte.

3. COBRO EXTRA POR OBJETOS PERDIDOS

Además de este punto, otro segmento que destaca es el de “Tarifa de reparación, limpieza o cargos por objetos olvidados”

Los usuarios que aceptaron las nuevas condiciones de Uber no deben omitir los cargos extra del servicio. En caso de olvidar algún objeto, la empresa de taxis cobrará entre 50 y 80 pesos, dependiendo la entidad donde se utilice el servicio.

Respecto a la “limpieza”, es decir, beber, comer o fumar en las unidades de Uber. La empresa especificó cargos que van entre los 200 y mil 200 pesos.

“Si llegara a haber algún problema por cualquiera de estos puntos mencionados u otros que pudieran ensuciar el auto de un socio conductor, se realizará un cargo de limpieza. Este monto puede variar dependiendo de la gravedad de los daños”, explicó la compañía.

 

4. USUARIOS RENUNCIAN A PRESENTAR DEMANDAS

En este punto de indemnidad, el usuario asume ante el personal de Uber y ante la firma el deber de desistirse de presentar una demanda contra éstos si es objeto de un daño en el uso del servicio.

”Usted acuerda mantener indemnes y responder frente a Uber y sus consejeros, directores, empleados y agentes por cualquier reclamación, demanda, pérdida, responsabilidad y gasto (incluidos los honorarios de abogados) que deriven de: (i) su uso de los Servicios o servicios o bienes obtenidos a través de su uso de los Servicios; (ii) su incumplimiento o violación de cualquiera de estas Condiciones; (iii) el uso por parte de Uber de su Contenido de usuario; o (iv) su infracción de los derechos de cualquier tercero, incluidos Terceros proveedores”, explica la empresa.

 

5. UBER RENUNCIA A GARANTIZAR BUEN SERVICIO

En este punto, la empresa detalla: “Uber no hace declaración ni presta garantía alguna relativa a la fiabilidad, puntualidad, calidad, idoneidad o disponibilidad de los servicios o cualquiera de los servicios o bienes solicitados a través del uso de los servicios, o que los servicios no serán interrumpidos o estarán libres de errores.”

Dado que la empresa de transporte privado no garantiza la fiabilidad y calidad del servicio, los usuarios no pueden hacer ningún reclamo al respecto a Uber.

Otro de los puntos menciona que Uber puede exigir nuevos elementos de verificación de identidad, como vinculación de cuenta de Facebook en caso de pagos en efectivo.

Todos los demás apartados en los términos y condiciones se mantienen igual que la actualización de diciembre de 2016.

Publicación original en Sin Embargo