Gana amparo contra la Fiscalía la hermana de la periodista Miroslava Breach.

Rosa María Breach Velducea, hermana de la periodista Miroslava Breach asesinada el pasado 23 de marzo, obtuvo  el amparo y la protección de la Justicia de la Unión, en contra de la Fiscalía General de Chihuahua, ante la negativa de la autoridad estatal a reconocer sus derechos como víctima indirecta y negarle reiteradamente acceso a la carpeta de investigación del homicidio de la corresponsal de La Jornada, quien develó en sus textos periodísticos los nexos criminales de políticos panistas y priistas con el crimen organizado.

Olga Alicia Aragón Castillo /A los 4 Vientos

René Ramos Pérez, juez décimo de Distrito, dictó sentencia definitiva a favor de Rosa María Breach, reconociendo sus derechos como víctima indirecta en relación al homicidio de su hermana.

El juez ponderó en su resolución, firmada el 5 de octubre, el reconocimiento de un derecho a la justicia para las víctimas de graves violaciones a los derechos humanos y delitos de alto impacto.

“Las víctimas y sus familiares”, se enfatiza en el amparo concedido, “tienen derecho a participar y a ser reconocidos como tal durante cualquier etapa del procedimiento en aras de llegar a la verdad de los hechos”.

El juicio de amparo indirecto 1137/2017-IV-1 fue promovido por Rosa Breach, el 30 de julio, después de que reiteradamente la Fiscalía le negó toda información de las investigaciones realizadas sobre el asesinato de su hermana.

Poder Judicial de la Federación, edifico sede en Chihuahua. Foto: internet

Los actos cometidos en contra de Rosa María Breach, por parte del fiscal especializado en investigación y persecución del delito Zona Centro y, agente del Ministerio Público adscrito a la Unidad Especializada de Delitos Contra la Vida, fueron violatorios del artículos 1, 17 y 20, de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y del artículo cuarto de la Ley General de Víctimas, así como los diversos 1.1 y 8 de la Convención Americana Sobre Derechos Humanos, de acuerdo con la argumentación de la sentencia.

Cabe mencionar que apenas un día antes, el miércoles 4 de octubre, el gobernador Javier Corral dijo que su administración está instaurando “un referente nacional de compromiso en la defensa y protección de los derechos humanos”.

En su mensaje político con motivo del primer año de su mandato, el panista aseveró que su gobierno dejará a Chihuahua “un legado que será referencial, es nuestro compromiso con los derechos humanos”.

Rosa María Breach, sin embargo, se vio obligada a interponer un juicio de amparo el pasado 28 de julio ante la Justicia de la Unión, porque en la Fiscalía decidieron desconocer sus más elementales derechos humanos como víctima indirecta en el homicidio de su hermana Miroslava, negándole reiteradamente información sobre el caso y acceso a la carpeta 9-2017-0008019 que contiene la investigación del crimen.

Un mes antes, el 30 de junio, se le había comunicado que por Acuerdo emitido por el Agente del Ministerio Público de la Unidad Especializada de Delitos contra la Vida, se le negaba el reconocimiento de víctima.

El pasado 23 de septiembre, a seis meses de impunidad en el asesinato de la periodista Miroslava Breach, sus colegas, familiares y amigos tapizaron muros y ventanas dela Fiscalía de Chiahuahua con fotos de la periodista en demanda de Justicia. Foto: internet

El Juzgado Décimo de Distrito admitió la solicitud de amparo el 31 de julio. El mismo día solicitó a las autoridades responsables un informe justificado sobre el acuerdo de la Fiscalía de negar a Brecha Velducea el ejercicio de sus derechos como víctima indirecta del asesinato de su hermana.

El juez determinó, tras analizar el acuerdo y la respuesta de la Fiscalía, que la autoridad estatal incurrió en violaciones al párrafo tercero del artículo 1 Constitucional, el cual establece que todas las autoridades, en el ámbito de sus competencias, “tienen la obligación de promover, respetar, proteger y garantizar los derechos humanos, de conformidad con los principios de universalidad, interdependencia, indivisibilidad y progresividad”.

Enfatizó, asimismo, que el artículo 17 de la Constitución establece el derecho que toda persona tiene a que se le administre justicia por tribunales que estarán expeditos para impartirla en los plazos y términos que fijen las leyes.

Ramos Pérez ponderó en su resolución un argumento esencial establecido en el numeral 20, en su apartado C, fracción II constitucional: el derecho de las víctimas a la coadyuvancia con el agente del Ministerio Público.

Tanto la Suprema Corte de Justicia de la Nación y como la Corte Interamericana de Derechos Humanos -señaló el juez en su sentencia-, reconocen la amplitud del derecho de acceso a la justicia y en particular el alcance del derecho fundamental de las víctimas y sus familiares a participar activamente durante los esfuerzos de procuración e impartición de justicia.

Los abogados de Rosa María Breach – encabezados por Víctor Javier Mártinez Villa, titular del Área Legal e Incidencia de la organización Propuesta Cívica que preside el derechohumanista Sergio Aguayo-, argumentaron ante el juez que las autoridades de la Fiscalía de Chihuahua contravinieron estándares internacionales relacionados a la búsqueda de justicia, verdadera reparación en relación a violaciones graves a los derechos humanos y de la propia normatividad que rige su actuar, como lo son los numerales 1, 2, 131, fracción I del Código Nacional de Procedimientos Penales, así como los artículos 1, 2, 4, 5, 10 y 14 de la Ley General de Víctimas.

“La resolución del Agente del Ministerio Público adscrito a la Unidad Especializada de Delitos Contra la vida, debió reconocer el carácter de víctima a la aquí quejosa, pues acreditó ser hermana de la víctima directa y permitirle en consecuencia el acceso a la indagatoria, para que esta estuviera en posibilidad de coadyuvar con la referida autoridad”, establece la sentencia.

En cuanto a los tratados internacionales firmados por México e invocados en la sentencia a favor de Rosa María Breach, se menciona que los familiares de víctimas directas de violaciones a derechos humanos son titulares del “derecho a la verdad”.

La Corte Interamericana agrega al respecto que las víctimas o sus familiares, deben contar con amplias posibilidades de ser oídos y actuar en los respectivos procesos, “tanto en procura del esclarecimiento de los hechos y del castigo de los responsables, como en busca de una debida reparación”.

El derecho a la verdad – agregó el juez en su sentencia- se encuentra subsumido en el derecho de la víctima o sus familiares a obtener de los órganos competentes del Estado el esclarecimiento de los hechos.

La Corte Interamericana también señala: en casos de graves violaciones a los derechos humanos, las obligaciones positivas inherentes al derecho a la verdad exigen la adopción de los diseños institucionales que permitan que este derecho se realice en la forma más idónea, participativa y completa posible y no enfrente obstáculos legales o prácticos que lo hagan ilusorio”.

Protesta en la Cruz de Clavos frente a Palacio de Gobierno y en la Fiscalía de Chihuahua contra la impunidad a seis meses del asesinato de la periodista Miroslava Breach. Foto: composición de SinEmbargo

El juez citó el caso Radilla Pacheco vs. México, al mencionar que la Corte Interamericana reiteró que los Estados tienen la obligación de garantizar que, en todas las etapas de los respectivos procesos, las víctimas puedan hacer planteamientos, recibir informaciones, aportar pruebas, formular alegaciones y, en síntesis, hacer valer sus intereses, en el entendido de que dicha participación deberá tener como finalidad el acceso a la justicia, el conocimiento de la verdad de lo ocurrido y el otorgamiento de una justa reparación. La participación de la víctima en procesos penales no está limitada a la mera reparación del daño sino, preponderantemente, a hacer efectivos sus derechos a conocer la verdad y a la justicia ante tribunales competentes.