Reingeniería administrativa no funciona y pasivo de Ensenada crece 1.1 millones de pesos al día

La reingeniería administrativa del XXII Ayuntamiento de Ensenada continúa sin arrojar efectos positivos en las finanzas del gobierno municipal. Al cerrar julio y de acuerdo con cifras oficiales, el ritmo de crecimiento del pasivo del régimen que preside Marco Antonio Novelo es de un millón 120 mil 702 pesos diarios.

Javier Cruz Aguirre / A los 4 Vientos / Foto principal: Síntesis TV*

16 de agosto del 2017.- Por eso el pasivo total del Ayuntamiento de Ensenada aumentó en 237 millones 631 mil pesos en comparación a como lo recibió del gobierno de Gilberto Hirata Chico el 30 de noviembre del año pasado.

Esto significó un crecimiento en el pasivo total de la administración municipal priísta de Ensenada del 14.4 por ciento. Ello en tan solo 212 días de gobierno.

Un nuevo análisis administrativo y contable de la situación financiera que guarda el gobierno local cuando cerró el primer semestre del año, hecho por contadores independientes para A los 4 Vientos, también revela que el incremento del rubro de retenciones y contribuciones por pagar a corto plazo -lo que esta administración pública retuvo y no enteró a las autoridades dueñas de los recursos-, llegó a 100.2 millones de pesos el pasado 30 de junio.

Novelo y su gabinete lograron sin embargo una mejoría de apenas 2.54 por ciento en el rubro de la deuda pública con la institución bancaria Bansi, S.A. de C.V., al lograr reducir en 17 millones 130 mil pesos el débito para dejarlo en 657.7 millones de pesos, cifra que aumentará a casi 750 millones una vez que Novelo firme un nuevo endeudamiento por 92 millones en el transcurso del tercer trimestre del 2017.

Los especialistas, que utilizaron la información financiera que el gobierno de Ensenada publicó en su portal de Transparencia para realizar su estudio, destacaron que el ayuntamiento “maquilló” en el rubro de documentos por pagar a corto plazo, la deuda que tiene con la empresa de Carlos Hank Rhon y su hijo -Banco Interacciones, S. A.- por 46.6 millones de pesos, al reportar el pasivo que contrató en diciembre para pagar parte del gasto corriente de fin de año.

“En realidad se trata de una reclasificación que hicieron (en el ayuntamiento de Novelo) de la deuda pública para reducir el monto de ésta, pero aun así el pasivo total de la actual administración se ubicó en 1,905 millones de pesos contra los 1,667 que heredó de Hirata”, precisaron los contadores en su análisis.

Imagen: internet.

Un espectáculo

Y revelaron que la deuda con acreedores (personas o empresas que tienen derecho a pedir que se cumpla una obligación, especialmente que se le pague una deuda), «tuvo un espectacular crecimiento del 85.66 por ciento» entre el 1 de enero al 30 de junio del presente año.

Eso porque arrancó el 1 de diciembre pasado con 124.3 millones de pesos y cerró el primer semestre del presente año en 230.8 millones; es decir, aumentó en 106.5 millones de pesos.

A los proveedores (persona o empresa que abastece al ayuntamiento de lo necesario o conveniente para que la entidad pública logre un fin determinado), no les fue tan mal. Tuvieron un aumento en su débito del 26.65 por ciento en el mismo periodo que a los acreedores, al subir su adeudo de 17.9 millones a 22.6 millones de pesos.

Y en lo que corresponde a contribuciones que el ayuntamiento retuvo pero no pagó, el pasivo creció de 847.3 millones a 947.5 millones de pesos.

Aquí destaca la deuda que el ayuntamiento tiene con el ISSSTECALI, la cual creció un 11.1 por ciento para situarse, al 30 de junio pasado, en 654.9 millones de pesos.

Al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) tampoco le pagaron contribuciones que el gobierno local sí retuvo a los trabajadores, pero aparentemente se usaron para cumplir un fin desconocido. El débito ahí fue de 62.3 millones de pesos, para un aumento del 11.3 por ciento al terminal el segundo trimestre del año.

Al IMSS el ayuntamiento le debe 62.3 millones de pesos (Foto: archivo).

Reincidencias

Y pese a los señalamientos que expresamente y por escrito le hicieron los interventores del Órgano de Fiscalización Superior del Estado y de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), el Ayuntamiento de Ensenada continuó sin pagar al fisco federal las contribuciones del Impuesto sobre el Producto del Trabajo (ISPT) que descontó a sus trabajadores.

Así, ahora debe cubrir al erario 159.9 millones de pesos, lo que significó un aumento del 19.9 por ciento sobre el débito que recibió de Gilberto Hirata.

Y a los burócratas y su sindicato el XXII Ayuntamiento de Ensenada debe, al cerrar el primer semestre del año, 7.7 millones de pesos; es decir el adeudo aumentó 4.5%

En noviembre del 2016, un par de días antes de asumir la Presidencia Municipal de Ensenada, Marco Antonio Novelo reveló que contrató a un despacho especializado en materia administrativa y financiera, propiedad de Marco Antonio Moreno, para que creara un “plan de rescate financiero” del ayuntamiento,

En ese proyecto el empresario turístico, ex diputado local y ex funcionario municipal destacó un plan de reestructuración administrativa del municipio que contemplaba un recorte de personal por hasta 800 trabajadores, la fusión y/o eliminación de oficinas, y una implacable política de austeridad en el gasto público hasta lograr un ahorro anual en el gasto público de hasta 100 millones de pesos.

Concluyen así su estudio los contadores: «Ocho meses después, el pasivo del ayuntamiento crece diariamente un millón 120 mil 702 pesos y son necesarios 92 millones más en crédito bancario para hacer que medio funcione la administración pública del municipio más grande de México por lo que resta del año».

*Foto principal: El presidente municipal Marco Antonio Novelo enfrenta manifestantes inconformes en el valle de San Quintín.