REDES DE PODER: De socavones y otras cosas

El escándalo de los socavones ya nos salpicó otra vez. Las preguntas a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes respecto a los materiales con que se hicieron las reparaciones y construcción de la carretera y el mantenimiento de la cinta asfáltica provocaron que el secretario Gerardo Ruiz Esparza declarara ante medios de comunicación que el problema no tiene nada que ver con los materiales.

Alfonso Torres Chávez* / A los 4 vientos

Después del fallecimiento de dos personas sale a relucir que el gobierno federal tenía conocimiento previo de problemas en la dichosa carretera desde antes de su inauguración.

No tengo idea alguna respecto a conceptos de ingeniería, pero lo que sí me queda claro es que el problema estuvo más allá: si las inversiones del dinero se malversan estaremos a expensas que acontecimientos como el de hace unos días en que dos personas murieron, víctimas de una pésima planeación y realización de una obra que teniendo el presupuesto para funcionar correctamente, sencillamente está convertida en una porquería, que es además una vergüenza nacional, al descubrirse que esta no es la única carretera de nuestro país que tiene estos problemas estructurales, respecto a los cuales lo mejor sería cuestionar a un ingeniero.

Ahora resulta que autoridades federales sí fueron alertadas con anticipación sobre fallas: las primeras alertas respecto a fallas en el paso expréss  de Cuernavaca se hicieron el 3 de abril, dos días antes de que el presidente de la república inaugurase el paso, ¿Qué pasó entonces si las autoridades ya estaban advertidas? NADA.

Javier Bermúdez Alarcón coordinador de Protección Civil del gobierno de Morelos declaró que se enviaron varios documentos a autoridades de la SCT desde abril y que estos fueron nuevamente remitidos de forma posterior, las autoridades hicieron caso omiso.

Gerardo Ruiz Esparza, titular de la SCT, tendrá que rendir cuentas y explicar por qué fueron desoídas las autoridades locales de Morelos que desde abril pasado y todavía el 30 de junio advirtieron que esa obra estaba a punto de colapsar. Foto: internet

Ahora que ya ocurrieron dos fallecimientos viene el reparto de las culpas: todos los funcionarios se reparten las culpas pero no solucionan el problema de fondo.

El secretario dijo que no tenía información hasta que ocurrió el accidente. La pregunta sin respuesta sería entonces si quienes tuvieron contacto con los documentos que informaban de las fallas los hicieron llegar o no al señor secretario.

En México, es una actitud común de los funcionarios repartirse las culpas, cuando por ineficacia o ineptitud suceden accidentes y cuando éstos llevan intrínsecamente a la muerte de personas, producto de una pésima planeación como en el caso del paso expréss México-Cuernavaca.

Lo más sencillo sería que como bien lo dijo el secretario, se pague a los deudos de las víctimas, pero eso no soluciona el problema de fondo.

¿Qué necesita el país para salir de su pasmo y de la crisis que asola a una parte fundamental de la estructura nacional como lo son las carreteras? Que el dinero se deje de ahorrar y de gastar en banalidades que en nada abonan al progreso del  país.

Señor Secretario: Muchas gracias por todo aquello que recibimos de usted los ciudadanos sin siquiera pedirlo.

“Esta a punto colapsarse” la obra de el paso exprés, debido a su mala planeación, advirtió el ayudante municipal del poblado de Chipitlán al director de la SCT en Morelos. La advertencia no fue escuchada ¿Quién deberá responder ante los daños causados por la negligencia criminal?

Imagen de portada: Enorme socavón de 15 metros de profundidad en el paso express de la carretera México-Cuernavaca que colapsó, tres meses después de su inauguración,  a consecuencia del trabajo mal realizado pese a que costó al erario federal 2,200 millones de pesos. En el socavón cayó un vehículo y murieron sus dos pasajeros: Juan Mena López, de 56 años y su Juan Mena Romero, de 36 años. Foto: Agencia EFE (publicada por Televisa en internet)

 alfonso-torres-chavez* Alfonso Torres Chávez. Licenciado en Derecho por la UABC. Maestro en Derecho, Facultad de Derecho UIA- Tijuana. Especialista en Derecho Constitucional y Amparo. Académico-Investigador del Centro Universitario de Tijuana campus Ensenada. alfonsotorr@gmail.com