MUSA VERDE: Islas y Tesoros

Las islas son parte de la mitología y el imaginario humano por que también son una parte importante de su realidad. Los tesoros de las islas en casi todas ocasiones son imaginarios, sin embargo sus tesoros reales son inigualables.

Horacio de la Cueva* / A los Cuatro Vientos

El libro La Isla del Tesoro de Robert Louis Stevenson ha alimentado no sólo la imaginación de lectores jóvenes, también de lectores y críticos adultos que han estudiado los orígenes y geografía de esta novela. Esta historia reúne muchas leyendas e historias y nos lleva a nuevos mundos llenos de tesoros, algunos posibles y otros en nuestra imaginación personal o colectiva.

Las islas también son un tesoro para la imaginación. Paul Gauguin fue un pintor post-impresionista francés que se fue a Martinica, las Marquesas y Tahití a seguir seguir su arte y perseguir su imaginación. Ese tesoro nos queda hoy en su arte y su influencia en grandes artistas del siglo XX, como Pablo Picasso.

Hay una isla real que es un reino imaginario con títulos nobiliarios otorgados a personajes reales; se trata de Redonda. Javier María’s, escritor español, es el rey Xavier de esta isla.

Redonda es una pequeña isla caribeña deshabitada, parte de Antigua y Barbuda. Su nombre nativo es Ocamaniro y Cristóbal Colón la nombró Santa María la Redonda. El banquero irlandés Matthew Dowdy Shiell para celebrar el nacimiento de su primer hijo varón, Matthew Phipps Shiell en 1865 lo quien coronó como rey de Redonda en 1880 en una ceremonia presidida por el obispo de Antigua. En un juego literario y de reconocimiento, el rey Xavier ha nombrado una corte de esta isla inhabitada pero de tradición en la literatura. Un tesoro literario que mantiene viva la imaginación de autores y lectores.

isla-sonada
Las islas en el ideario popular (Imagen: Tahití News).

Las islas son más que imaginarios basados en la realidad. Hay islas naciones con tanto poder económico como el Reino Unido, paupérrimas como Haití, o en peligro de desaparecer bajo las aguas oceánicas que se elevan por calentamiento global como las islas de Micronesia.

Las islas han jugado un papel esencial en el desarrollo de la biología. En el siglo XIX las islas Galápagos dieron a Darwin la evidencia de campo definitiva sobre la evolución de las especies por selección natural. En el siglo XX RH Macarthur y EO Wilson desarrollaron la teoría de biogeografía de islas. Con esta teoría lograron la explicación más sencilla y elegante que predice el número de especies que habitan una isla.

México cuenta también islas y sus tesoros. Isla Bermeja pasó a ser una leyenda perdida en el golfo de México. Esa parte ficticia de nuestro territorio nacional achicaba la entrega de aguas internacionales en el golfo de México y nos daba más territorio en la Zona Económica Exclusiva para explotar petróleo.

Hay islas habitadas con grandes comunidades como Cozumel, isla del Carmen o isla Mujeres. Las islas Marías son famosas por albergar una colonia penal ejemplar, aunque parecen estar destinadas a convertirse en una prisión de alta seguridad, con poco cuidado de su biología.

islas-revillagigedo-mapa

La mayoría de las islas de México no tienen habitantes permanentes y están sujetas a protección por su unicidad (únicas en su tipo), albergar grandes colonias de mamíferos marinos, como los elefantes marinos y los lobos finos de isla Guadalupe o de aves como el archipiélago de Alacranes, o ser importantes por su historia natural y papel en la ecología, como las grandes islas del golfo de California.

El archipiélago mexicano de las islas Revillagigedo, fue reconocido este año como parte del patrimonio mundial natural por la UNESCO (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura). Esta designación conlleva responsabilidades para mantener este patrimonio. Con motivo de la designación y para resaltar la riqueza biológica y geológica de las islas con mi amigo y colaborador Juan Martínez y otros 22 participantes, dedicamos un suplemento especial de La Jornada Ecológica al archipiélago de las Revillagigedo (http://www.jornada.unam.mx/2016/11/28/eco-cara.html). Agradecemos el apoyo desinteresado de Iván Restrepo y su equipo de trabajo.

El trabajo para proteger este patrimonio y la riqueza biológica y cultural de las islas de México es una tarea que nos lleva a descubrir y compartir los tesoros de las islas mexicanas.

Hay 43 familias que piden cuentas y un gobierno que ha mostrado reiteradamente su incapacidad, desinterés o dolo por encontrar a los normalistas de Ayotzinapa. ¿Por qué la indiferencia? ¿Hasta dónde llegan las redes de complicidad? ¿Cuánto tiempo debemos esperar para que las leyes mexicanas hagan justicia a las 43 familias?

HORACIO DE LA CUECA* Investigador titular del Departamento de Biología de la Conservación de la División de Biología Experimental y Aplicada del Centro de Investigación Científica y de Educación Superior de Ensenada (CICESE). Directivo del grupo civil ambientalista Terra Peninsular, de Baja California. Correo electrónico: cohevolution@gmail.com cuevas@cicese.mx