Hambre, una cruzada que no encuentra el grial

Existe una fotografía de principios del siglo pasado, donde una pila de bolillos es entregada por Porfirio Díaz al pueblo, evoca un sin fin de recuerdos dolorosos donde un mendrugo se convierte en el único aliciente de estómagos que tienen hambre desde antes de nacer.

José Luis Treviño Flores* / A los 4 Vientos

Dirá sardónicamente el gobierno de Peña Nieto: “De pan a plato de comida hay un gran avance”

Ningún plato de comida resuelve la desnutrición, un ser humano en gestación requiere nutrientes esenciales que de generación en generación y dependiendo del entorno geográfico, etnia y por supuesto la calidad de la atención médica a lo largo de su desarrollo embrionario.

Todo impacta, los nutrientes que la madre pueda proveer mediante la lactancia dependen igual de su alimentación no de momento, sino desde antes que naciera y a lo largo de su vida, mucho antes de embarazarse y dar a luz.

Entonces, según los procesos bioquímicos, en una charla informal con la Ing. Químico Edith Enríquez G. -quien a su vez poseé una maestría en ingeniería ambiental y ecosistemas-, con mas de quince años de experiencia docente en el área bioquímica, comenta que dichos procesos son complejos y las vitaminas, minerales y fitonutrientes son de importancia relevante en la interacción entre las macromoléculas para el desarrollo óptimo metabólico, tanto en lo interno, como la generación de energía, transporte y construcción de nuevas células, como en lo externo donde es evidente el crecimiento de un ser humano.

hambre embrión

La especialista también explica que un ser humano no es una masa de carne, es toda una estructura molecular donde igualmente desarrolla procesos intelectuales, por ello un pedazo de pan o un plato de comida aleatorio no es ni suficiente ni relevante para un trayecto que va desde antes de nacer hasta la culminación de una vida, que según la calidad nutricional determinará no a una sola persona, sino personas, que por supuesto se reproducen y crean nuevas personas,ésto, sin tomar en cuenta las deficiencias y mutaciones que generan enfermedades, pero es tema de otro artículo».

Los placebos sociales desde hace mucho, han sido la bandera demagógica de los gobiernos  mexicanos. La actual Secretaría de Desarrollo Social, dio con la clave en lo referente al gasto público y su justificación ante quienes aún consideran sujetos de entretenimiento, pero no existe ninguna diferencia entre el reparto porfirista de una montaña de pan y la cruzada contra el hambre del gobierno de Peña Nieto , igualmente arrojan discursos, mendrugos y miradas excluyentes.

Se habla de la naturaleza humana y que nada cambiará jamás los apetitos oscuros y crueles, que hagamos lo que hagamos siempre habrá quienes ostenten poder, manipulación y quienes se sometan.

epn hambre
Enrique Peña Nieto emprendió en su sexenio La Cruzada Nacional contra el Hambre, programa que no logró sacar de la pobreza extrema a más de 10 millones de mexicanos según cifras oficiales de INEGI.

En el mundo feliz de Aldous Huxley, dónde los humanos nacen seleccionados y acondicionados para desempeñar funciones específicas y a su vez son conducidos a estratos aceptados desde la temprana edad, en una manipulación profunda de la psique, hasta la total aceptación del rol para el que se fue concebido en una botella.

Muy aparte de esa sociedad «perfecta» en el mundo salvaje viven los que aún nacen de forma natural y habitan un sector segregado, olvidado de las leyes y religión, drogas autorizadas y la perfección de los aceptados roles.

Mientras unos se debaten en preguntas de si los Epsilones serán felices, los epsilones observan arrobados la claridad del día y el exterior al cual jamás tendrán acceso.

unmundofeliz

Igualmente nuestra golpeada sociedad mexicana a la que pretenden convencer de que nunca tendrá oportunidad de alcanzar un mejor nivel de vida y ver pasar frente al televisor desde una miseria obscena sueños inalcanzables.

No hace falta el mundo feliz de Houxley para regiones salvajes donde no cabe justicia social y mucho menos nacimientos en botella para tener Epsilones domesticados, están las maquiladoras y las ciudades perdidas de pobreza extrema.

La desnutrición no es solo física y habrá que erradicar de nuestro país las aberrantes practicas que un grupo en el poder nos quiere hacer pensar que no existe otra forma de vida.

José Luis Treviño Flores1*José Luis Treviño Flores, Coordinador Académico en el subsistema de secundarias técnicas. Escritor, dramaturgo.