Los medios de comunicación y la Reforma “Educativa”

La Reforma Educativa está sostenida mediáticamente sobre la base de una intensiva producción de desinformación. Desde hace más de 3 años comenzó una campaña en los medios de comunicación masiva cargada de propaganda negra, con un discurso que criminaliza a los profesores y profesoras de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

Ricardo Betancourt López*

Sin embargo, debido a que continuamente se necesita el uso de la fuerza policiaca y militar para contener las protestas de la población, el verdadero carácter de esta imposición se está revelando.

La propaganda negra es una estrategia de comunicación donde información y materiales falsos o descontextualizados son utilizados para atacar, avergonzar o tergiversar la visión que la población tiene de la naturaleza del enemigo. El Gobierno Federal por medio de las televisoras Televisa, TV Azteca; periódicos como La Razón o El Excélsior; canales de radio como Radio Fórmula, han venido utilizando las técnicas de propaganda negra para construir un tipo de imagen del docente que lo criminaliza.

Paralelamente las “fuerzas del orden” actúan de diversas maneras. Algunas veces son policías infiltrados que provocan hechos violentos para “legitimar” el uso de la fuerza, en otras abiertamente roban y saquean comercios para después echarle la culpa a los docentes o estudiantes. Este fue el caso de la Terminal de Autobuses Cristóbal Colón de Tapachula, Chiapas, donde el 17 de junio un grupo de personas destruyó los cristales del establecimiento; según el reporte de Radio Formula sería un grupo de estudiantes normalistas los que realizaron estas acciones, sin embrago, un policía que le concedió una entrevista anónima al medio por internet Revolución Tres Punto Cero, admitió que fueron policías infiltrados los que realizaron estas acciones. (Revolución Tres punto Cero, 20/06/16, “En Chiapas mandarán a maestros a penales de máxima seguridad, la tirada es que mueran en algún falso motín: policía”. Disponible en internet)

La propaganda negra también funciona para descontextualizar la información y utilizar documentos en contra, en este caso, de la CNTE. Así fueron los hechos donde supuestamente profesores de la Coordinadora habían cortado el cabello a otro grupo de docentes de la tercera edad en Comitán, Chiapas, por no sumarse al paro educativo el pasado 31 de mayo. En los grandes medios de comunicación lincharon con todo tipo de palabras agresivas a los docentes de la CNTE, llamado al Gobierno Federal a “aplicar todo el peso de la ley sobre ellos”. No obstante, dos días después del hecho se sabría que los agresores estaban estrechamente vinculados con el presidente municipal, Mario Antonio Guillen, miembro del PRI, a través de la Organización Proletaria Independiente Emiliano Zapata, y las profesoras atacadas, por medio de un video apoyarían la lucha de la CNTE (Aristegui Noticias, 02/06/16, “Comitán, el ‘último montaje de Aurelio Nuño’: Hernández Navarro en CNN Nota y Audio”. Disponible en internet).

Este tipo estrategias mediáticas requieren de ciertos personajes que se hacen pasar como “ciudadanos” comprometidos con la sociedad. Desde “organizaciones de la sociedad civil” atacan directamente al enemigo, estigmatizándolos, criminalizando sus actividades, pero siempre con un halo de “neutralidad” que legitima su actuar. El mejor ejemplo es Claudio X. González, un empresario del Concejo Coordinador Empresarial (CCE), cofundador de Fundación Televisa junto con Emilio Azcárraga y fundador de Mexicanos Primero. Él es un “ciudadano” muy “preocupado” (léase, interesado económica y políticamente) por la educación en México. Sus discursos están cargados de un inmenso y visceral odio hacia los profesores y la CNTE, los llama un ”cártel” de “criminales” y “delincuentes con permiso”, son un “monstruo” que ha provocado la enorme pobreza y rezago social de los estados de Oaxaca, Chiapas, Guerrero y Michoacán (La Jornada, 16/06/2015, “Claudio X. González, el energúmeno”).

CNTE REPORTEROS TELEVISION
La CNTE repudió la retención de reporteros de TV Azteca en Oaxaca (Foto: El Universal).

Para este empresario, lo importante no es modificar, por ejemplo, los contenidos de la televisión que miles de niños y niñas mexicanas ven día a día y que no tienen absolutamente nada de educativo y si mucha violencia, sexismo, discriminación y antivalores que él mismo se dice atacar. Tampoco es importante el contexto de violencia, impunidad y crimen organizado en el cual miles de niños y niñas viven, por ejemplo en Guerrero, donde hay más de 10 asesinatos diarios. Para este empresario los enormes problemas de infraestructura educativa, las escuelas sin paredes, sin techo, sin luz, sin drenaje, con un profesor para los 6 años de educación básica, la dolorosa precariedad en la cual los docentes y alumnos tienen que llevar todos los días su proceso en el sistema educativo, no importa o se irán arreglando eventualmente. Lo fundamentalmente necesario para él es imponer a la que dé lugar, sin importar los muertos que se necesiten, la Reforma Educativa.

En Claudio X. González escuchamos cristalizado el discurso general que desde hace tres años han utilizado el Gobierno Federal y otros funcionarios como el obscuro Aurelio Nuño: criminalizan a las y los profesores de la CNTE por actos de supuesta corrupción interna de su organización sindical con argumentos que intentan aislar la realidad de esta organización del contexto histórico e institucional. Es decir, en todas las instituciones del Estado mexicano hay corrupción, desde el presidente Enrique Peña Nieto, hasta emblemáticos gobernadores como Javier Duarte, pasando por todo tipo de funcionarios y organizaciones como el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) con su actual líder Juan Díaz de

la Torre (que dicho sea de paso, era el que firmaba todos los cheques de Elba Esther Gordillo).

Esta corrupción imperante en el Estado mexicano, que los altos funcionarios han utilizado históricamente para enriquecerse y operar en total impunidad, también ha sido un medio de control de organizaciones sindicales como el SNTE. De nadie era un secreto que Elba Esther Gordillo regalaba camionetas a sus coordinadores estatales. Esta mujer tenía su propio avión, un Cessna 560, donde negoció corruptelas con gobernadores, presidentes, ministros y todo tipo de funcionarios. Cuando ella ya no fue funcional al Gobierno Federal, porque la reforma educativa significaría quitarle poder, la encarcelaron por delitos de lavado de dinero, cosa que es absurda frente a la enorme colección de crímenes de acumula. La traicionaron pues ella ayudó con inteligencia y operatividad la campaña presidencial de EPN, además de 5 millones de votos con la llamada “Operación Ágora” (Nexos, 01/06/16, “El avión de Elba Esther”) (La Jornada, 25/06/12, “Al descubierto, plan del SNTE para captar 5 millones de votos”. Disponibles en internet).

Bueno, esto es sólo un mínimo ejemplo de la corrupción que gobierno mexicano tolera, promueve y utiliza a su favor, pues ahora que quieren desmantelar los derechos laborales la utilizan para legitimar la Reforma Educativa. La corrupción en este caso les sirve como excusa ante los medios de comunicación, para imponerla a sangre y fuego. Mexicanos Primero acusa directamente a los profesores de la CNTE de lo que Elba Esther y todos los funcionarios públicos construyeron, de las pésimas condiciones en las cuales tienen al Sistema Educativo Nacional. El titular de la SEP, Aurelio Nuño, dice que no va permitir más los grandes “privilegios” de los docentes. ¿Privilegios de un docente que gana $8,000 mensuales y que tienen que trabajar en paupérrimas condiciones de marginalidad y violencia? ¿No será más privilegiado Aurelio Nuño que gana casi $150,000 mensuales más todo tipo de beneficios? (Contralinea, 18/10/15, “Aurelio Nuño gana más en un día que un profesor rural en una quincena”. Disponible en internet).

NUÑO REPRESOR ANTIMOTIN
Nuño preparándose para el «diálogo» (Imagen: insurgenciamagisterial.com).

Sin embrago, a pesar del enorme despliegue mediático que criminaliza la lucha magisterial con propaganda negra, no han logrado aislar a los y las docentes de diferentes sectores de la sociedad civil, que hombro a hombro han resistido al uso de la fuerza letal por parte de la policía para imponer la reforma. El caso más reciente es el de Nochixtlán, Oaxaca, donde el pasado 19 de junio la Policía Federal (PF) intento desbloquear una de las carreteras que permanece bloqueada en el marco de las jornadas de protesta. Ese negro día la policía arremetió contra la población en general, matando a 11 civiles (ninguno era profesor de la CNTE) y deteniendo a 23 personas (18 estaban en un velorio en un panteón cercano cuando llego la PF golpeó a todos y se los llevó detenidos) (Animal Político, 21/06/16 “Los detenidos de Nochixtlán: la Policía Federal los sacó de un funeral, no del enfrentamiento”. Disponible en internet).

Posterior a estos hechos, los medios de comunicación masiva comenzaron a divulgar versiones contradictorias de la Comisión Nacional de Seguridad: primero que nunca utilizaron balas de verdad; luego que las fotos donde policías disparaban contra civiles con armas largas eran totalmente falsas; posteriormente que bueno, que siempre sí había llevado armamento de fuego pero que ya muy al final del operativo, pero que había sido porque primero a los policías les dispararon. Algo verdaderamente absurdo.

El Gobierno Federal, Claudio X. González, Aurelio Nuño, y todos los demás esbirros que promueven la Reforma Educativa saben que la enorme producción mediática cargada de propaganda negra no funcionó totalmente y que cada vez más se resquebraja la ilusión que durante tres años nos han intentado hacer creer. Como dijeran el subcomandante Galeano del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN): “No sabemos si en el resto del país, pero al menos en Chiapas, los de arriba están perdiendo la guerra mediática” (Enlace Zapatista, Junio/16, “Apunte sobre la guerra contra el magisterio en resistencia: la hora del policía 03”. Disponible en internet)

Ante este contexto, la violencia física necesariamente tiene que ser el método por el cual van a intentar imponer la Reforma Educativa en Oaxaca, Chiapas, Guerrero y Michoacán, además de los estados donde ya se presentan manifestaciones, como por ejemplo, Nuevo León. El movimiento magisterial y social en defensa de la educación pública está en pleno crecimiento y articulándose con otros sectores como los médicos. En las jornadas de resistencia cada vez son más estados de la República donde se presentan manifestaciones. Este es el momento de detener la Reforma Educativa pero también es el momento en el cual el Gobierno Federal con sus medios de muerte y represión es más peligroso, están acorralados, su ilusión de la Reformas Estructurales y el “Nuevo PRI”, ha muerto.

* Articulista en la revista Desde las Bases y miembro de la Asociación Civil Sujetos del Cambio. Interesado en el estudio del Estado mexicano, las resistencias y la historia. Estudiante de la carrera de Sociología en la UNAM.