ISASALUD prevé aumento de casos de influenza en abril y mayo

En los meses de abril y mayo los servicios de salud pública en Baja California esperan un repunte en el número de casos de influenza, por lo que epidemiólogos del gobierno estatal convocaron a la población a vacunarse contra la enfermedad.

Javier Cruz Aguirre / A los Cuatro Vientos

Ensenada, B.C., a 27 de febrero de 2016.- La coordinadora del Departamento de Vigilancia Epidemiológica del Instituto de Salud del Estado (ISESALUD) en Ensenada, doctora Armida García Salas, dijo que al igual que el resto del estado, Ensenada tiene un retraso importante en la aplicación de la vacuna contra la enfermedad.

Precisó que en el municipio aún falta por aplicar el 46 por ciento de las dosis que se programaron para la temporada 2015-2016.

Hasta el martes 23 de febrero teníamos 23 mil 272 vacunas aplicadas de una meta de 42 mil 945 dosis”, precisó la funcionaria que también reveló el número de casos de influenza tipo AH1N1 confirmados hasta el 23 de febrero en Ensenada: tres de un total de 11 pacientes analizados en lo que va del año.

De los tres casos corroborados, uno terminó con la muerte del paciente en el Hospital General el 17 de febrero: una mujer de 58 años que no se vacunó, padecía cáncer de mama, diabetes e hipertensión, enfermedades de alto riesgo para influenza.

Informó que la influenza es una de las 20 enfermedades que más defunciones provocan en Ensenada, estadística que el ISESALUD corroboró el 25 de febrero cuando dio a conocer que a esa fecha el mal generó ocho decesos y había 44 casos confirmados, de los cuales 24 eran de AH1N1, 16 de AH3N2 y cuatro fueron tipo B, o estacional.

García indicó que en el municipio el número de casos de enfermedades tipo influenza que se estudiaron desde que empezó la temporada de la enfermedad –a partir de la semana 40 del 2015- es de 40, pero sólo tres, insistió, dieron positivo en laboratorio a influenza AH1N1.  

– “Necesitamos urgentemente que la gente, principalmente los enfermos crónicos, acuda a vacunarse, que se acerquen a los centros de salud. Aún estamos a tiempo y no importa si no lo hizo en octubre”.

Manifestó que para el ISESALUD las prioridades de vacunación son los niños a partir de los seis meses y las personas mayores de 50 años, así como gente con obesidad, diabetes, hipertensión, asma, VIH, y de manera urgente las mujeres que estén embarazadas y no se han vacunado.

Fundamental para evitar el contagio: el lavado constante de manos (Foto: internet).
Fundamental para evitar el contagio: el lavado constante de manos (Foto: internet).

Sabemos que pasan entre dos y tres semanas para que la vacuna sea efectiva después de su aplicación. Por eso se empieza a poner en octubre; sin embargo, esto no condiciona que ya no me la pueda aplicar. Hay que recordar que la temporada alta de influenza empieza en la semana 40 del año previo y termina hasta la semana 20 de este año (21 de mayo), por lo que estamos en muy buen tiempo para aplicarla”.

Así, con apenas el 54 por ciento de la cobertura de vacuna al 23 de febrero, el ISESALUD espera un repunte en el número de casos confirmados en abril y mayo.

– “Sin embargo hasta hoy estamos dentro de lo esperado. Tenemos menos casos que el año pasado pero si queremos ´prevenir es necesario aplicar todas las medidas preventivas: 1.- me vacuno, 2.- me lavo manos frecuentemente, 3.- en lugares concurridos no saludo de mano ni de beso, 4.- no estornudo al aire sino en el interior del codo (estornudo de etiqueta), y si hay un enfermo de gripe éste se debe cubrir la boca cuando tosa. Sólo así cortamos la cadena de transmisión y evitar que el número de casos se incremente”.

También informó que la vacuna, un antígeno purificado que no genera la enfermedad, sí puede provocar reacciones locales en la región de aplicación siendo éstas por lo regular leves, y que si  el virus tuvo contacto con la persona antes de la vacuna o en el periodo de dos a tres semanas para que active totalmente la protección, puede generar la enfermedad ya que ni actúa de manera inmediata.

Recordó los síntomas de la influenza: fiebre superior a 38 grados de inicio súbito, tos, dolor de cabeza, malestar general en músculos y huesos.

– “Sabemos que existen muchos virus que nos pueden confundir, pero esos son los síntomas de la enfermedad tipo influenza. De ser así, es necesario acudir con el médico para buscar el diagnóstico y tener el manejo adecuado, oportuno”.

Pidió a la población que en caso de tener estos síntomas no se auto medique y acuda con un médico para obtener un diagnóstico acertado que sólo se puede obtener en pruebas de laboratorio.

– “Para poder dar un diagnóstico correcto éste debe estar validado a través de un laboratorio. Hay que recordar que no solo circula el virus A1H1. Otros virus pueden remitir causa de muerte en pacientes ya que tenemos un incremento de entre un 15 a un 20 por ciento más de casos de enfermedades en las vías respiratorias en temporada invernal, por lo que nosotros no podemos asegurar nada hasta no comprobarlo en laboratorio, como fue el caso de la defunción de la mujer”.