Auditoría federal detectó manejo irregular de fondos públicos en la UABC

El gobierno del estado tardó hasta un mes en entregar los recursos públicos que la Secretaría de Hacienda asignó en 2013 a la Universidad Autónoma de Baja California (UABC), institución que a su vez tuvo que aclarar a la federación cuál fue la fuente de financiamiento de más de tres millones de pesos que incluyó en saldos bancarios fiscalizados.

Javier Cruz Aguirre / A los Cuatro Vientos

Ensenada, B. C., a 10 de febrero de 2016.- Las irregularidades las detectó la Auditoría Superior de la Federación (ASF) al verificar el presupuesto federal  que se asignó a la UABC en 2013, a través de Subsidios Federales para Organismos Descentralizados Estatales, los que ascendieron a mil 175 millones 514 mil 400 pesos.

Las dos irregularidades generaron una solicitud de aclaración y dos pliegos de observaciones de la ASF para determinar el finiquito o la aplicación de sanciones a la institución universitaria y al gobierno de Baja California, al existir un probable daño patrimonial a la Hacienda Pública Federal por hasta 480 mil pesos.

En el tema de transferencia de recursos anormales, la Auditoría constató que los traspasos por parte del gobierno de Baja California a la UABC no se hicieron a más tardar el día hábil siguiente a la recepción del subsidio federal que otorgó la Secretaria de Educación Pública.

El desfasamiento ocurrió de uno hasta 32 días hábiles, sin reintegrar los rendimientos financieros que ello generó a la Tesorería de la Federación (TESOFE).

Se presume un probable daño, o perjuicio, o ambos a la Hacienda Pública Federal por un monto de 156,862.18 pesos, para su reintegro a la cuenta de la Tesorería de la Federación, por concepto de rendimientos financieros generados por el atraso en la entrega de los recursos a la Universidad de uno hasta 32 días hábiles del plazo establecido en la normativa en la materia”.

El segundo caso reveló que la UABC informó al auditor federal que no realizaron reintegros a la TESOFE, debido a que los recursos federales y los rendimientos financieros se devengaron al 31 de diciembre de 2013.

Los pendientes del ex rector Felipe Cuamea (Foto: UABC).
Los pendientes del ex rector Felipe Cuamea (Foto: UABC).

– “Sin embargo, en la cuenta bancaria donde se recibieron los recursos federales, a la misma fecha la universidad presentó un saldo de tres millones 72 mil 600 pesos, sin que especificara la fuente de financiamiento”.

Por ello, la ASF solicitó a la universidad estatal que aclarara y proporcionara la documentación justificativa y comprobatoria de ese dinero.

– “En caso de no lograr su justificación o respaldo documental, la UABC o la instancia competente procederá, en el plazo establecido, a la recuperación y reintegro a la cuenta de la Tesorería de la Federación del monto observado”.

En su conclusión, el auditor federal determinó que la Universidad Autónoma de Baja California realizó, en general, una gestión “razonable” de los recursos del programa, “excepto por la áreas de oportunidad identificadas para mejorar la eficiencia en el uso de los recursos”.

Respeto a la ley: Diputados a Rectoría

La divulgación del resultado de la auditoría federal a los Subsidios Federales para Organismos Descentralizados Estatales que operó la UABC a través del gobierno de Baja California, coincidió con la aprobación del manejo presupuestal de la universidad en el Congreso de Baja California para los periodos fiscales 2012 y 2013.

En el dictamen de aprobación a las cuentas públicas de la universidad el jueves 21 de enero, los legisladores recomendaron a la institución educativa “respetar el marco Legal y abstenerse de invertir los fondos públicos en la bolsa de valores”.

BOLSA VALORES UABC

Esto porque durante la verificación de las cuentas en el Órgano de Fiscalización Superior (ORFIS) del Estado se determinó que la UABC debe respetar lo que estipula el artículo 19 de la Ley de Presupuesto y Ejercicio del Gasto Público del Estado.

Dicho artículo establece: “Todas las entradas de efectivo de los sujetos de la presente Ley deberán depositarse en cuentas bancarias procurando obtener los mejores rendimientos financieros, pudiendo invertirse los excedentes temporales de efectivo en instrumentos de inversión de renta fija o valores gubernamentales del Sistema Financiero Mexicano”.

Agrega: “Los Titulares de los sujetos regulados por esta Ley, informarán al Órgano de Fiscalización Superior del Estado, objeto de la apertura de la cuenta, nombre de la institución bancaria o financiera correspondiente, número de contrato, tipo de cuenta o instrumento de depósito o inversión y saldo, dentro de los quince días posteriores a su apertura. Igualmente, informarán sobre su cancelación dentro de los quince días siguientes a que esto ocurra”.

La diputada Nereida Fuentes González, presidente de la Comisión de Fiscalización del Gasto Público del Congreso, resaltó que la norma no contempla la bolsa de valores como forma para obtener rendimientos, “por lo que se le recomendó a la UABC no recurrir a este tipo de inversiones”.

En septiembre de 2014, el Congreso de Baja California criticó a la UABC por invertir dinero público en la bolsa de valores, luego de que el ORFIS observó que la institución universitaria manejó “en inversión de alto riesgo” hasta 150 millones de pesos de su presupuesto.

“En términos generales se obtuvieron beneficios por hasta 10 millones de pesos; sin embargo, en algunos casos hubo pérdidas por dos millones 811 mil 311 pesos; sin embargo, es ilegal realizar este tipo de operaciones en bolsa con dinero público”, indicó el entonces presidente de la Comisión de Fiscalización del Poder Legislativo, Rodolfo Olimpo Hernández.

El tema no avanzó ni se transparentó en el congreso porque la rectoría que ostentaba Felipe Cuamea Velázquez, anunció en octubre de ese año que había “retomado los canales de comunicación con los diputados”, y ambos acordaron resolver el problema sin medios de comunicación de por medio.