Sector salud de BC plantea política de atención integral a la tuberculosis

Luego de 10 años de liderazgo nacional en la más alta incidencia de tuberculosis, Baja California trabaja en la atención integral de una enfermedad que dejó atrás el mito de ser provocada exclusivamente por la migración.

Javier Cruz Aguirre / A los Cuatro Vientos

Para ello, sin que todavía sea un proyecto con el respaldo de las autoridades de salud, epidemiólogos de Ensenada proyectan presentar dos alternativas para tener un mayor control de la enfermedad y los enfermos.

1.- Pedir apoyo presupuestal para construir una sitio que brinde atención continua, especializada e integral a los pacientes hasta que terminen su tratamiento de seis meses, incluida alimentación, rutinas de ejercicio y medicamentos.

2.- Solicitar a los legisladores una ley que fortalezca el tratamiento completo de los enfermos, que evite la discriminación de los contagiados y éstos no abandonen el proceso de rehabilitación porque contaminarán a la población sana y morirán sin seguimiento sanitario.

El Doctor Luis Alejandro Pulido Espinoza, responsable del Programa de Tuberculosis de la Jurisdicción de Servicios de Salud Ensenada, reveló que la presencia de la enfermedad en el estado llevó a la conclusión de que debe ser atendida de manera multidisciplinaria.

Informó que al finalizar noviembre se registraron mil 658 nuevos casos de tuberculosis, lo que puso a Baja California por 10 años consecutivos en el primer lugar nacional de incidencia del mal.

A Ensenada corresponden 312 casos, de los cuales 121 correspondieron a hombres y 72 a mujeres, lo que confirma la estadística del Sector Salud de que es una enfermedad que aqueja más a la población masculina en un porcentaje de 2 a 1.

Pulmón con tuberculosis reinfectada. Presenta fibrosis, engrosamiento pleural y cavernas antiguas (Foto: Facultad de Medicina, UNAM).
Pulmón con tuberculosis reinfectada. Presenta fibrosis, engrosamiento pleural y cavernas antiguas (Foto: Facultad de Medicina, UNAM).

Pero la tuberculosis también aflige más a la población mayor de 15 años ya que en 186 casos los enfermos tenían esa edad, siendo la más afectada la que oscila entre los 25 a 29 años.

Para el resto del estado la estadística oficial –Boletín Epidemiológico de la Secretaría federal de Salud y el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática- señala que Mexicali tenía 431 casos (el 26 por ciento del total), en tanto que Tijuana reportó el 24 por ciento (398 casos), Playas de Rosarito sumó 301 (18.5 por ciento) y Tecate 207 (12.5 por ciento).

Pulido Espinoza destacó el caso de la tuberculosis pulmonar asociada al Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH), que registró a noviembre 20 expedientes nuevos (el 10.36 por ciento del total), así como los vinculadas con desnutrición (18 casos, o el 9.32%) y la diabetes mellitus (14 casos, o el 7.25%).

La estadística de Ensenada, afirmó el especialista, es muy similar a la que se da en el resto de Baja California, en donde se tiene la misma idea de atender multidisciplinariamente uno de los más graves problemas de salud pública de la entidad.

El enfoque radica, dijo, en la detección oportuna del enfermo y atenderlo de manera integral: Hoy existe un protocolo para llevar a laboratorio a toda aquella persona que presente tos de más de dos semanas.

Después, sin descartar el factor tradicional migrante, se realiza el seguimiento de padecimientos para conocer si el sospechoso es cero positivo a VIH, su estado de nutrición, niveles de colesterol, azúcar en la sangre, alcoholismo, drogadicción, grupo vulnerable, hacinamiento y si vive en condición de calle.

TUBERCULOSIS PATOLOGIA IMAGEN

Incluso tomamos en cuenta la situación del cambio climático o vivir en zonas ubicadas por debajo del nivel del mar, lo que también provoca la enfermedad”.

Otro es la desnutrición hacia ambos dos lados: los que no comen y los que comen en exceso.

– “Si revisamos estadísticas en obesidad, Baja California tiene números muy altos que nos llevarían a diabetes. Las dos enfermedades provocan una deficiencia en la defensa de los pacientes, y si vivimos en una zona con una alta carga de tuberculosis, estos padecimientos los hace susceptibles a enfermarse de tuberculosis, igual a como sucede con el VIH.”

Respaldó sus palabras con cifras: la frecuencia de casos a nivel nacional es de que el 20 por ciento de tuberculosis pulmonar en diabéticos. Ensenada tuvo 13 por ciento el año pasado y en noviembre bajó a 7.25. En VIH reporta entre 15 y 8 por ciento, “pero el año pasado tuvimos 6 por ciento y hoy tenemos 10.36 por ciento”.

Finalmente destacó que existe cierto estigmatismo  con los tuberculosis, lo que es una carga emocional  y social que se agrega a la enfermedad.

– “Hemos encontrado casos de empleadores que los han despedido en lugar de ayudarlos dándoles la oportunidad de llevar trabajo a su casa. ¡Es una pena!”.