Pueblos nativos de BC piden apoyos contra conflictos territoriales y minas‏

Apoyos específicos para terminar con ancestrales conflictos de tenencia de la tierra, frenar la invasión de compañías mineras en los territorios indios y respetar las tradiciones y costumbres, entre ellos el rescate de su lengua, son algunas de las propuestas hechas por las cuatro etnias nativas que participaron en la primera consulta de la Iniciativa de la Ley de Reforma Constitucional por los derechos indígenas del estado.

Javier Cruz Aguirre / A los Cuatro Vientos

Ensenada, B.C., a 24 de noviembre de 2015.- Asimismo, las mujeres paipai expresaron su propuesta de incluir en la legislación la equidad de género en materia de autoridades tradicionales, a fin de que puedan acceder a la representación de sus comunidades tal y como ha sucedido con otras etnias yumanas que han ejercido el matriarcado con éxito.

Las propuestas se dieron en el Ex Hotel Riviera de Ensenada en donde la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, de manera conjunta con el diputado estatal Marco Antonio Novelo Osuna y el subsecretario del Gobierno del Estado en Ensenada Pablo Alejo López Núñez, puso en marcha el primer foro de consulta sobre la Reforma a la Constitución del estado en materia de Derechos Indígenas.

En la reunión, el legislador Novelo confirmó que el Congreso de Baja California realizará en diciembre, una vez que terminen los cuatro foros que se realizarán en esta semana –mañana 25 de noviembre en Tijuana, el viernes 27 en Ensenada y el domingo 29 en Vicente Guerrero-, una reunión estatal en donde convocará a los representantes indígenas nativos y migrantes para que reiteren sus propuestas y necesidades en materia legislativa.

En Vicente Guerrero, indico el licenciado Juan Malagamba Zentella, delegado de la CDI en la Península de Baja California, los representantes de todas las colonias indígenas migrantes del valle confirmaron su participación sin importar al grupo político y activista que pertenezcan.

En la reunión de hoy asistieron los representantes de las tribus Cucapá, Kiliwa, Kumiai y Paipai que habitan en las ocho comunidades nativas reconocidas del estado. Ellos trabajaron en cinco grupos temáticos.

Conocedores de lo básico de la iniciativa desde octubre, la reunión fue de trabajo en las cinco mesas de discusión: desarrollo cultural, desarrollo social, desarrollo económico, derechos y mujeres y niños (género).

YUMANOS 1873

En la mesa de desarrollo social se trató lo relativo a los conflictos territoriales, linderos y falta de seguridad en la tenencia de la tierra, despojos e invasiones que enfrentan las ocho comunidades nativas desde hace decenas de años.

En otros casos las comunidades cochimies que viven en la porción media de la península demandaron el fin a la invasión de sus tierras por compañías mineras que están haciendo infinidad de denuncios en las propiedades de los indígenas. Esto sin aportar beneficios a los pueblos nativos.

En la mesa de derechos, los nativos expresaron la necesidad de crear una instancia de atención estatal en materia de conservación de zonas con alto valor histórico y religioso, así como para atender los problemas de tenencia de la tierra que amenazan con terminar en despojo hecho por empresarios, agricultores y ganaderos mestizos.

En materia cultural, las propuestas fueron a favor de generar apoyos y estímulos para la conservación de los idiomas nativos en peligro de extinción, en tanto que en desarrollo económico algunas comunidades como Juntas de Neji, Tecate, pidieron apoyo para la introducción de servicios públicos indispensables como la electricidad, y apoyos para el transporte de estudiantes a las escuelas.

Destacó una propuesta para que los legisladores incorporen el programa de enseñanza preparatoria vía satélite, aprovechando la infraestructura que ya existe en el sistema de telesecundaria.

Finalmente, en los temas de género, mujeres kumiai que fueron jefes en comunidades nativas sirvieron de inspiración para que las paipai pidieran empoderarse y que se incluyan liderazgos femeninos reconocidos en la reforma constitucional.