Buscan crear megacorredores ecológicos en BC

La organización civil Terra Peninsular diseña e implementa una estrategia de conservación para crear tres corredores ecológicos, de 420 mil hectáreas de extensión oinjunta, en las áreas costeras El Rosario–San Quintín, y Colonet–Eréndira, así como en la zona serrana Parque Nacional Constitución de 1857 con las áreas de reserva del Sur de California.

Javier Cruz Aguirre / A los Cuatro Vientos

Ensenada, B.C., a 13 de octubre de 2015.- Se trata, manifestó la organización en un comunicado de prensa, de conservar la integridad y funcionalidad de los ecosistemas en la región fronteriza; así como la salud, economía y estándar de vida de sus residentes.

“Esto depende de un sistema de reservas de espacio abierto que están interconectadas a través de la frontera internacional y en la zona costera del Pacífico de Baja California”, detalla el organismo.

Respecto a los corredores costeros, detalló que éstos se extienden desde la costa del Pacífico hasta el contorno de 600 metros tierra adentro, donde el matorral costero es reemplazado por chaparral y que se han identificado como “una brecha de conservación terrestre en México”.

En el caso del área El Rosario-San Quintín, la superficie a conservar en el corredor asciende a 90 mil hectáreas, y para la zona Colonet-Eréndira el área es de 30 mil.

“Ambos son lugares de alta riqueza de especies y alta riqueza de endemismo (organismos que sólo se dan en esos lugares del planeta)”.

Foto: Sierra de Juárez, CONAFORT.
Foto: Sierra de Juárez, CONAFORT.

Destaca Terra Peninsular que las tierras costeras mediterráneas de Baja California son las más amenazadas.

“En la última década, 30 por ciento de su hábitat se perdió. Esto debido en mayor parte a la infraestructura turística, así como desarrollo industrial y de agricultura”.

Para lograr sus objetivos en ambos corredores, Terra Peninsular trabaja en coordinación con The Nature Conservancy (TNC), una organización ambientalista global que se fundó en 1951 en los Estados Unidos, con presencia en más de 30 países alrededor del mundo y que tiene como misión, de acuerdo a su página en internet, “la conservación de tierras y aguas ecológicamente importantes para la gente y para la naturaleza”

Con esta misma institución, Terra Peninsular está creando una estrategia de conservación para crear un corredor de 300 mil hectáreas para proveer conexiones entre el Parque Nacional Constitución de 1857, en la Sierra de Juárez, Ensenada, y las áreas protegidas al Sur de California.

“Como parte de la región fronteriza de California–Baja California, Sierra de Juárez posee ecosistemas y especies que no se dan en ninguna otra parte de la Tierra y las huellas del constante desarrollo humano en la zona están empezando a prevenir oportunidades para proteger un sistema funcional de espacio abierto único en el planeta”, concluye Terra Peninsular.