Exigen la libertad de los 14 indígenas presos por robo y violencia en Camalú

Familiares de los 14 indígenas que continúan detenidos en el Centro de Readaptación Social (CERESO) de Ensenada por el saqueo a comercios en Camalú el 17 de marzo, presentaron ante las autoridades judiciales y municipales un par de videos en donde presuntamente se demuestra que los reos fueron detenidos por civiles y no por agentes del ayuntamiento local.

Javier Cruz Aguirre / A los Cuatro Vientos

Ensenada, B.C., a 21 de agosto de 2015.- Las imágenes que contienen las grabaciones son suficientes para demostrar que la averiguación previa del Ministerio Público del Fuero Común para culpar a los 14 detenidos, se basó en mentiras y por ello el juez penal que sigue la causa en contra de los presos debe ordenar inmediatamente la libertad de los procesados.

Ello lo manifestaron Ramiro Orea, representante de cinco esposas de otros tantos presos en el CERESO de Ensenada, y “Laura”, familiar indígena de uno de los detenidos, al momento de realizar una manifestación de protesta por la no liberación de los indígenas pese a que incluso la Secretaría de Gobernación ofreció pagar 17 millones de pesos para reparar los daños ocasionados a un mercado  de Camalú.

Los manifestantes pidieron que la oficina de Asuntos Internos de la Sindicatura del XXI Ayuntamiento de Ensenada separe de sus cargos, investigue y finque responsabilidad administrativa y penal a los policías municipales que mintieron en una investigación preventiva de los hechos, al afirmar ante el Ministerio Público del Fueron Común que fueron ellos quienes detuvieron a los indígenas que el gobierno del estado acusa de cometer el delito de robo en lugar cerrado.

Los gritos a favor de la libertad de los presos y en contra del gobierno del estado movilizó a una docena de policías antimotines del gobierno estatal  que uniformados con cascos, escudos y toletes impidieron a los manifestantes ingresar al área de estacionamiento del penal.

En la protesta el activista social Ramiro Orea manifestó que los policías municipales cometieron un delito grave al mentir en una actuación ministerial “que demuestra un hecho contundente: el gobierno estatal hizo falsas acusaciones a decenas de detenidos» el 17 de marzo por diversos hechos violentos ocurridos durante el primer día de movilización de miles de jornaleros en el valle de San Quintín.

JORNALEROS PRESOS EDA FAMILIAS PROTESTA

“Nosotros decimos que los 14 detenidos aún en la cárcel de Ensenada son presos políticos del gobernador Francisco Vega Lamadrid para justificar el apoyo que en su momento político electoral los rancheros le dieron”, afirmó el activista.

Por su parte, tres voceros de la Alianza de Organizaciones Nacional, Estatal y Municipal por la Justicia Social de San Quintín, Juan Hernández, Bonifacio Martínez y Fidel Sánchez, estuvieron presentes en la manifestaciones y denunciaron que el subsecretario Político de la Secretaría de Gobernación, Enrique Miranda, rompió el compromiso que hizo con los jornaleros agrícolas y con las esposas de los 14 detenidos, de pagar 17 millones de pesos en daños al dueño del Mercado El Reloj, para lograr el perdón y la liberación de los presos.

“Por eso hoy retomamos la lucha jurídica de nuestros compañeros y vamos a realizar movilizaciones en todo el estado hasta lograr su completa libertad”, manifestó Martínez.

Fidel Sánchez por su parte responsabilizó al gobierno de Baja California por los hechos que ocurrieron el 17 de marzo ya que “nosotros le pedimos el diálogo directo con sus funcionarios en octubre (de 2014) para resolver nuestras demandas por la vía pacífica y sin afectar la paz y la tranquilidad de la región, pero nos ignoró y ahora familias enteras sufren las consecuencias de sus actos irresponsables”.

También afirmó que varios de  los civiles que detuvieron la tarde y noche del 17 de marzo, así como la madrugada del 18, a decenas de “personas inocentes”, en realidad eran “ caza recompensas”.

Sabemos que funcionarios municipales y estatales les ofrecieron 200 pesos por cada persona que detuvieran. Por eso levantaron a tanta gente y en muchos casos lo hicieron con extrema violencia, tal y como se observa en los videos que obtuvieron las esposas de algunos de los detenidos y que apenas hoy vimos”.

JORNALEROS PROTESTA CARCEL EDA-AGOSTO2015

Por su parte Ramiro Orea, cuestionado sobre el apoyo jurídico y humano que la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI) ha dado a los detenidos, manifestó: “La CDI realmente no está representando a los jornaleros detenidos. Quien está al cargo jurídico de ellos es la Defensoría de Oficio”.

Insistió en que la CDI se limitó a estar al pendiente de si había que pagar fianza por la liberación de alguno los detenidos, “pero es lo único que ha hecho”.

Reclamó que la Sindicatura del Ayuntamiento de Ensenada abra una investigación a los policías que de manera falsa se acreditaron la detención de los presos, y anunció que los familiares de los detenidos aportarán este día a la Defensoría de Oficio las pruebas video grabadas que personas anónimas les hicieron llegar hace un par de días

 – “Esperamos la libertad inmediata de los 14. Queremos que se haga una investigación de los videos. Sabemos que los acusados son inocentes, eso se confirma en los videos. Lo que procede es que el juez penal que lleva la causa penal cancele el juicio por la mala integración de la averiguación en el Ministerio Público, que se basó en las mentiras de los policías”.