Periodistas de Ensenada se manifestaron a favor de la libertad de expresión

Periodistas y activistas se manifestaron en la Plaza Cívica de la Patria en contra de los asesinatos, desapariciones y encarcelamientos de comunicadores y líderes sociales que se han registrado en los últimos meses.

Néstor Cruz Tijerina / Reportaje / A los Cuatro Vientos

Ensenada, B.C., a 5 de agosto de 2015.- «Reporteros de prensa, radio e Internet, además de comunicadores y fotógrafos del puerto de Ensenada, nos unimos a las manifestaciones de repudio por los asesinatos del colega Rubén Espinosa Becerril, así como de la activista Nadia Vera Pérez, y las ciudadanas Yesenia Quiroz Alfaro, Nicole y Alejandra», expresaron los profesionistas a través de un discurso compartido.

Señalaron que, como ha sido denunciado a nivel internacional, estas personas fueron torturadas –en el caso de las mujeres torturadas y violadas- el viernes 31 de julio, en un departamento de la Colonia Narvarte de la Ciudad de México.

Rubén Espinosa, fotoperiodista de 31 años, y Vera Pérez, antropóloga social de 32 años, habían huido del Estado de Veracruz, luego de denunciar acoso de parte del Gobernador priísta Javier Duarte.

«Ambos dejaron constancia, en diversas entrevistas, de las amenazas de muerte que recibieron en Veracruz a causa de su trabajo. Rubén como fotorreportero y Nadia como activista de movimientos sociales. El viernes pasado les cumplieron la amenaza», sentenciaron los periodistas porteños.

Y continuaron: «Cuando comenzó a divulgarse este multihomicidio, la sociedad constató una vez más que el mazo de la represión no conoce de muros, escondites o distancias. Rubén Espinosa se dedicaba a trabajar, pero sus fotografías causaban la ira oficial, la que calcula y no escatima en recursos hasta que, al responder con violencia, parece aplacar su rabia».

Resaltaron además el caso de Nadia Vera, quien se dedicaba a «crear conciencia»; en este sentido, dijeron que es conocido que los gobiernos suelen ser intolerantes a las ideas que cuestionen la falta de justicia, equidad o respeto a la verdad.

PERIODISTAS PROTESTA EDA

«De las demás mujeres sabemos poco, pero nos queda claro que ninguna merecía morir así. Nadie merece morir así», estimaron.

– «En nuestro caso, el motivo de esta manifestación pacífica es dejar claro que la distancia no debe ser motivo de indiferencia, y que los amigos y deudos, además de miles de indignados, sepan que desde el puerto de Ensenada mostramos nuestra solidaridad con un gremio abatido, censurado, torturado y golpeado, pero que jamás debe estar solo. Exigimos justicia, exigimos castigo a los asesinos materiales e intelectuales. Exigimos que cese la impunidad. Que ellos descansen en paz y, para sus asesinos, ni el perdón ni el olvido».

Luego de la lectura del documento, algunos participantes del evento tomaron la palabra. Enhoc Santoyo, del diario El Vigía, como veracruzano lamentó la situación que se vive actualmente en aquella entidad, donde 15 periodistas han sido asesinados desde el año 2000; 10 en los 5 años de administración de Javier Duarte.

Asimismo, Santoyo lamentó que en Baja California las autoridades ejecutivas y la legislatura busquen «chayotear» (comprar) periodistas con dinero y prestaciones. Consideró que esto también es un atentado a la libertad de expresión.

Por su parte Quetzali Malagón, egresada de la Facultad de Antropología de la Universidad Veracruzana, presente en el evento, dijo que con dolor e impotencia sus compañeros reprueban el actual clima de impunidad que se vive en Veracruz y en todo el país, y lamentó el crimen de su compañera Nadia.

– «Parte esencial del ejercicio profesional del científico social es el análisis crítico y cotidiano de la realidad que vivimos. Consideramos que el crimen contra nuestra compañera criminaliza también a nuestra profesión, y claro, la de cualquier persona que decide alzar su voz».

PERIODISTAS PROTESTA EDA 1

Dijo que es difícil pedirle justicia a unas autoridades que están implicadas en el crimen. Y calificó el acto como un «crimen de estado». Pidió asimismo a los medios de comunicación que no se presten a la «cortina de humo» de que se trató de un robo el asesinato de los jóvenes en la Ciudad de México.

A nombre del Colectivo Estudiantil Cimarrones, Adriana Jaen, dijo que el clima actual de violencia que se vive en el país, y particularmente hablando de los crímenes cometidos contra periodistas, no se trata de un fallo de las autoridades, sino que son ellas mismas las que los están cometiendo.

Es la maquinaria represiva del Estado, no es la ausencia de Estado, o que no puedan combatir a la delincuencia, la impunidad y la corrupción. Es el Estado mismo actuando en todo su esplendor. Son los aparatos de terror, de miedo, muerte y miseria losque están asolando a nuestro territorio, a lo largo y ancho. Son esos aparatos los que nos tienen hoy aquí reunidos».

Sentenció que los asesinatos y violaciones a los derechos humanos en Ayotzinapa, San Quintín, Oaxaca, Tlatlaya, Ostula, forman parte de la misma represión gubernamental.

Por último, la periodista Olga Alicia Aragón Castillo, de La Jornada Baja California y A los 4 Vientos, además de reprobar la violencia contra comunicadores departe del gobierno que pretende limitar la libertad de expresión, resaltó que los que sucedió en la Ciudad de México fueron feminicidios, y que de eso poco se ha hablado.

«A las mujeres además de matarlas las desnudaron y las violentaron sexualmente. Eso es algo que está sucediendo en el país y hay que denunciarlo. Al final, a los periodistas los matan por denunciar otras injusticias que están pasando en el país. El feminicidio es una de ellas. Las desapariciones y encarcelamientos de líderes sociales, otras», finalizó la periodista chihuahuense.