Gobierno de BC fallará otra vez en la fecha de entrega del acueducto inverso Tijuana-Ensenada

Por el lento avance de la obra, el gobierno del estado no entregará en el plazo que anunció el acueducto de flujo inverso que construye del arroyo La Misión a la ciudad de Ensenada.

Javier Cruz Aguirre / A los Cuatro Vientos / La Jornada BC

Ensenada, B.C., a 30 de junio de 2015.- Incluso hay dudas de que entregue la cantidad de agua potable que prometió -300 litros por segundo- porque los desarrollos inmobiliarios que existen a lo largo del corredor entre Rosarito y Ensenada, por donde pasa el acueducto, “hacen temer que el agua se quede en el camino”.

Ello lo manifestó Héctor Daniel Chávez Pérez, presidente de Compañías Mexicanas de la Industria de la Construcción (Comice), luego de hacer un recorrido con miembros del organismo empresarial por la ruta que sigue el acueducto de flujo inverso Tijuana-La Misión-Ensenada.

– “Pudimos constatar que es irreal pensar que la obra será terminada en los tiempos comprometidos por el Gobierno del Estado –el 20 de julio-; y si bien es cierto que hay avances en la edificación de un tanque y cárcamo de rebombeo, la obra no concluirá sino en un plazo no menor a tres meses”.

Recordó que éste martes 30 de junio se terminó el último plazo que el Gobierno de Estado fijó para iniciar la operación con 100 de los 300 litros por segundo comprometidos, “pero eso difícilmente ocurrirá; ni siquiera en los 20 días anunciados ayer”, por lo que exhortó a las autoridades “para que aceleren el paso”.

Antes, mencionó, el  gobernador Francisco Vega Lamadrid anunció que el acueducto –en donde se invierten 130 millones de pesos– estaría en operaciones en mayo con un flujo de 300 litros por segundo, con lo que se resolvería el abasto de agua para Ensenada.

ACUEDUCTO MISION EDA INAUGURACION
Francisco Vega, en la ceremonia de inauguración de otra obra pública que avanza a pasos de tortuga, como muchas otras que ejecuta su administración (Foto: archivo).

“Pero luego esa fecha (la entrega de la obra) se cambió para finales de junio y con un flujo escalonado de 100 y 200 hasta llegar a los 300 litros por segundo”.

El cambio en la forma y cantidad de agua que se entregará finalmente a la ciudad de Ensenada, levantó sospechas a los constructores.

– “Ojalá y no nos estén usando como pretexto para canalizar inversiones que favorezcan a esos desarrollos habitacionales que apenas están surgiendo en los municipio de Tijuana y Rosarito, en detrimento de la solución al añejo problema que padece la población de Ensenada”, apuntó.

Señaló que el gobierno municipal construye obras de infraestructura hidráulica para resolver la demanda de agua potable de la población, pero no tendrán ningún impacto positivo si llega menos agua de la que se prometió.

– “Ya comenzó el verano y la Comisión Estatal de Servicios Públicos de Ensenada (Cespe) tiene serios problemas de abasto. La irritación de la comunidad crece día a día porque la carencia es cada vez más crítica”.