Democracia fallida en Baja California: Movimiento Ciudadano

El partido Movimiento Ciudadano se convirtió en la cuarta fuerza política de Baja California, aunque en realidad es la quinta si se toma en cuanta que le ganó los votos nulos, o la sexta si se considera al abstencionismo, y ese fue un resultado «muy positivo, nos fue muy bien», consideró el dirigente estatal del partido político, Job Montoya.

Néstor Cruz Tijerina / Reportaje / A los Cuatro Vientos

Sin embargo, opinó que la del pasado 7 de junio fue una  «elección de estado» producto de una «democracia fallida», ya que tanto el gobierno del Estado como el Federal se involucraron para apoyar abiertamente al Partido Acción Nacional (Pan) y Partido Revolucionario Institucional (Pri), respectivamente.

Aunque también culpó al Instituto Nacional Electoral (Ine) porque algunas casillas tardaron hasta tres horas en colocarse, desmotivando a la ciudadanía que acudió a emitir su voto.

Además, señaló que gente de su instituto político encontró «bunkers» de gente del Pri y del Partido Verde Ecologísta de México (Pvem) que se dedicaron a comprar votos hasta por 5 mil pesos.

Montoya agregó que impugnaron el Distrito 7, que corresponde a Ensenada, Tecate y Mexicali, ya que en algunas casillas se registró la inconsistencia de que tuvieran una presunta participación ciudadana hasta del 70 por ciento, cuando el promedio general fue de 28 por ciento.

En ese sentido, el también Regidor del Ayuntamiento de Mexicali indicó que en algunas casillas donde supo que por lo menos cinco amigos o familiares votaron por Movimiento Ciudadano, al momento del cómputo final sólo tenían tres. Y aquí citó el caso particular de la casilla 89.

El dirigente estatal dijo que, sin embargo, comprobar estos presuntos delitos electorales es difícil, ya que en muchos casos sólo tienen testimonios.

Aún así, dijo que acudirán a las instancias electorales y judiciales, hasta donde amerite el caso, con el objetivo de que no se repita una «sucia» elección como la anterior.

La dirigencia local y estatal de Movimiento Ciudadano, cuarta fuerza política de Baja California luego de la jornada electoral del 7 de junio (Foto: Cortesía Movimiento Ciudadano).
La dirigencia local y estatal de Movimiento Ciudadano, cuarta fuerza política de Baja California luego de la jornada electoral del 7 de junio (Foto: Cortesía Movimiento Ciudadano).

Destacó que las mencionadas prácticas ilegales tanto del Pri como del Pan, son las que desmotivan a los bajacalifornianos para salir a votar. Y en ese sentido anotó que si a la abstención se le suman los votos nulos, en el estado sólo sufragó realmente el 20 por ciento del padrón electoral.

Dijo que 26 años de Pan en nuestra entidad nos tienen sumidos en una profunda pobreza, al borde de la recesión, y que ante esto los gobernantes y dirigentes de ese partido son unos «desvergonzados» al pedir de nuevo el voto de la ciudadanía.

Mencionó que mientras en México el crecimiento económico del último año ha sido del 1.8 por ciento -lo cual consideró muy bajo-, en Baja California sólo ha sido del 0.5 por ciento.

Indicó que durante la pasada visita del Presidente Enrique Peña Nieto, su partido le entregó una carpeta con obras que consideran prioritarias para detonar la economía del estado. Y en el caso particular de Ensenada, la urgencia de nuevas vialidades y de un acuario para darle mayor impulso turístico al Municipio.

Pero dijo que, seguramente, como se trata de gobernantes insensibles, debieron verlo y guardado «por ahí», sin prestar atención.

Job Montoya comentó por último que será «una vergüenza» que los próximos diputados federales por Baja California asistirán al Congreso de la Unión con sólo 2 votos de 10 posibles, y reiteró que la única forma de vencer el abstencionismo será con la unión ciudadana para sacar al Pri y al Pan del poder público.

Movimiento Ciudadano obtuvo alrededor de 53 mil 600 votos en el estado.