Palabras domingueras

¿Por qué existen cuentos, poemas, novelas, ensayos y otros escritos difíciles de leer? Porque tienen palabras que no conocemos o porque conocemos las palabras pero no en el sentido en que se están usando.

Horacio de la Cueva / Profanos y Extraños / A los Cuatro Vientos

En un sentido peyorativo las llamamos «palabras domingueras” ya que consideramos que el usuario las utiliza para impresionarnos, aunque no conozca su significado.

No cabe duda que hay quien hace este mal uso del lenguaje y lo mejor que podemos hacer es desenmascararlo de forma muy sencilla, pidiéndole que nos explique el significado de la palabra que dice o cree entender. Si sabe, nosotros habremos aprendido, si no, un poco de humildad es un buen antídoto contra la palabra dominguera.

En las ciencias naturales, sociales y aplicadas, así como en medicina, es necesario utilizar un lenguaje que exprese rápida, eficazmente y sin ambigüedad conceptos complejos como hipóxico (situación o lugar con poco oxígeno), sitios como un lugar abismal (mar muy profundo), partes del cuerpo como suprarrenal (arriba del riñón) o síntomas de una enfermedad como clorosis (anemia con palidez verdosa).

Hay otro uso de «palabras domingueras» que también debemos de confrontar. Es común que nuevos grupos de literatura, arte o investigación desarrollen un lenguaje excluyente para distinguirse de aquellos que aún no comparten sus ideas y parecen hacer todo esfuerzo para que nadie, más que sus colegas los entiendan.

Tal vez el uso más flagrante de un lenguaje complejo es el de la cladística en biología y evolución. Los cladistas se dedican a estudiar cómo un grupo evoluciona, representando su evolución como ramas. Clado viene de la palabra griega rama. Van unas definiciones tomadas y editadas -para facilitar su lectura- de Wikipedia.

NOTA BLA BLA BLA

«Se utilizan los adjetivos plesiomórfico [forma cercana] y apomórfico [estado derivado] en lugar de «primitivo» y «avanzado» para evitar realizar juicios de valor sobre la evolución de los caracteres de estado, ya que ambos pueden ser ventajosos en distintas circunstancias».

Ni es tan fácil utilizar correctamente estos términos ni son tan objetivos como postulan. También usan términos como sinapomorfía una apomorfía compartida por un grupo monofilético (con un ancestro común) y simplesiomorfía: una plesiomorfía compartida por un grupo monofilético. ¿Así o más rebuscado?

Roberto Bolaño, autor de «Los Detectives Salvajes» tal vez nos salvó del lenguaje desarrollado por su grupo de poesía autodenominado «infrarrealismo». Conocemos la vida, pero no las obras del infrarrealismo, Bolaño nunca reveló los textos de esta poesía.

Los escritores, los poetas, los filósofos y los científicos crean palabras para expresar sentimientos e ideas. También lo hacen los otros usuarios del lenguaje conforme va cambiando su mundo. La exactitud de un concepto o profundidad de un sentimiento sólo se puede expresar con una «palabra dominguera».

No sólo los padres de los Cuarenta y Tres desaparecidos de Ayotzinapa están inconformes con la verdad histórica de Murillo Karam. Ya la ONU también entregó un reporte sobre la violación sistemática de los derechos humanos en México. Queremos vivos a los desaparecidos y la renuncia de Murillo Karam.