La carrera de los búfalos

A los búfalos de Morena les va a fallar la cosa. La gente ya está en el hartazgo. Ya no quiere a estos oportunistas buenos para nada.

Jesús Sosa Castro/ A los Cuatro Vientos

Apenas Andrés Manuel López Obrador dijo que en Morena no habrá tapados, cuando los arribistas irrumpieron como locos para empezar su campaña. Las reglas estatutarias que dicen que no se “admitirá forma alguna de presión o manipulación de la voluntad de los integrantes del Movimiento Regeneración Nacional por grupos internos o externos, corrientes o facciones” (art. 43 del Estatuto inciso “c”);  los búfalos se las están pasando por el arco del triunfo. Carteles con sus fotografías en varias colonias del Distrito Federal y de otros lugares del país, ya cubren postes y espacios diversos. Todavía no nace el partido, y varias de sus criaturas ya andan chille y chiche queriendo su mamila. ¿Por qué andan haciendo esto? Porque atrás de ellos no hay trabajo con los ciudadanos, no hay conocimiento de las normas internas, no conocen los problemas, son politicastros profesionales, chapuceros. ¡Son cazadores de  puestos!

Una decisión que más hemos comentado con los ciudadanos, ha sido la de convertir a Morena en un Partido diferente a  los que dirigen los miembros de la vieja escuela priista. Pero resulta que en las filas de Morena tenemos algunos con esos hábitos. ¡Traen un priista en las entrañas! Son un ato de argucias. No les interesa lo que dice el Estatuto ni la Declaración de principios. Se atienen a sus relaciones con los chipocludos que dirigen Morena, a sus recursos económicos, a sus prácticas mafiosas. Creen que haciendo fila con anticipación, los ciudadanos se fijarán en ellos y los van a promover como representantes populares

El fenómeno del oportunismo va ligado a una concepción nefanda de ejercer el poder. No se busca ser representante popular para cambiar las leyes a favor del pueblo, ¡No! Lo que hacen estos políticos es construir una plataforma para enquistarse en el poder y vivir del presupuesto. Aquello de que “La soberanía reside esencial y originalmente en el pueblo, que todo poder público dimana de él y que se instituye para beneficio de éste -según lo dice el Artículo 39 Constitucional- ha sido castrado por esta casta de vividores y lo han convertido en un instrumento para su beneficio

bufalo close up

Casos como el de Ramón Jiménez López y otros, que ya andan haciendo campaña electoral, colgándose de AMLO y dando “conferencias” sobre acontecimientos que no defendieron, son señal inequívoca de que estos personajes no merecen el encargo de representar al pueblo en el Congreso o en otras dependencias públicas. En su historia personal y en sus acciones políticas, no hay muestra alguna de que hayan impulsado propuestas de cambio en beneficio de los ciudadanos y menos hay indicios de que están entendiendo el Proyecto político de Morena. Mostrar carteles destacando su fotografía y en letras chiquitas poner el motivo de su convocatoria, es poner por delante la carreta en lugar de los bueyes. El contenido de los artículos 43 y 44 del Estatuto de Morena no está en la cabeza de estos precoces suspirantes

Si va a ser verdad que las candidaturas van a surgir desde la base y su selección se hará de acuerdo al método de insaculación, previas Asambleas Electorales Distritales, a las que serán convocados todos los afiliados a Morena a través de notificaciones domiciliarias y al través de un Diario Nacional para que se presenten las propuestas, (art 44 inciso e)  ¿qué andan haciendo personas como Ramón Jiménez López que en el Distrito Uno de la GAM está llenando postes con su fotografía, diciendo que va a informar sobre el  Petróleo? ¿Cree que los ciudadanos son estúpidos? ¡Es la escuelita de Peña Nieto y de Manuel Velasco Coello, malandrines engaña babosos! Pero a los búfalos de Morena les va a fallar la cosa. La gente ya está en el hartazgo. Ya no quiere a estos oportunistas buenos para nada

Los ciudadanos esperan que Morena sea realmente otro tipo de partido. Esperan que quienes reciban el encargo de representarlos en algún puesto público, no vayan a ser  los mismos corruptos de siempre. Aquellos que no han dejado ninguna huella de su trabajo a favor del país. Un ciudadano que aspire a ser representante popular, no puede llevar sólo como carta credencial su cercana relación con los “jefes” Debe ser su trabajo, su honestidad y la lealtad a un proyecto democrático de Nación. La creencia de que basta con colgar fotos a colores con poses de juniors venidos a menos, para que voten por Morena, es estar orinándose fuera de la bacinica.

Es verdad que en este proceso, hasta ahora inédito, que vamos a impulsar en Morena, hay mucho por aprender. Sin embargo, el espejo al través del cual nos van a mirar los ciudadanos, no está en manos de la base, sino en los órganos de Dirección. No se puede aceptar que públicamente digamos que en las filas del Movimiento Regeneración Nacional no tendrán cabida el amiguismo, el corporativismo, el oportunismo y el clientelismo, y los órganos de dirección estén arropando y promoviendo a personas que han desacreditado el ejercicio de la política. Más aún, los que ya andan en franca campaña, no serán activos que jueguen a favor de Morena

Es evidente que no va a ser una tarea fácil desprenderse de estos personajes. Tendrán los ciudadanos y especialmente los militantes de Morena, una enorme responsabilidad para evitar que se monten en la buena fe de la gente y de aquellos que confían en la propuesta de Morena. La responsabilidad es de todos pero lo es más de la Dirección Nacional. ¡Las simulaciones deben acabarse! Los compromisos que todos estamos obligados a cumplir, están del lado de los ciudadanos que luchan por un cambio en bien del país. Los que viven de las caravanas o les prenden incienso a los líderes para que los unjan candidatos a representantes populares o como funcionarios sin haberse ganado ese derecho, no deben pasar. En Morena, es otra la gente que debe impulsar  el Nuevo Proyecto de Nación .

jesus-sosa-castro3-150x150*Jesús Sosa Castro. Destacado militante de la izquierda mexicana. Articulista de SDP noticias y colaborador de A los Cuatro Vientos.