Gobierno de BC y empresarios de Ensenada en alianza con empresa israelí acusada de cometer crímenes de lesa humanidad

El gobierno de Baja California y el sector patronal acordaron contratar, para hacer un estudio de aprovechamiento de las cuencas hidráulicas y tratamiento de las aguas residuales de Ensenada, a la empresa gubernamental israelí Mekorot, consorcio que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) acusó a principios de año de socavar el acceso del pueblo palestino al agua.

Javier Cruz Aguirre / A los Cuatro Vientos

De hecho, en 2009 la organización no gubernamental Amnistía Internacional (AI) acusó a Israel de negar a los palestinos el derecho a acceder al agua de manera normal, manteniendo un control absoluto sobre los recursos hídricos y ejerciendo políticas discriminatorias usando para ello  a Mekorot.

Aún hoy Amnistía culpa a Israel de negar ese derecho al pueblo palestino mientras los israelíes utilizan cuatro veces más agua que los palestinos.

“Los colonos disponen de 450-500 litros por día, con jardines y piscinas, mientras un palestino apenas llega a los 100 litros diarios. En Gaza la situación es aún peor, debido a que en un 95% dependen de un solo acuífero y además está contaminado”, apunta AI en su informe “Israel y los territorios palestinos ocupados. Aguas turbulentas. Negación del derecho de acceso al agua a la población palestina”.

Asimismo, según AI, Mekorot suministra el agua a los colonos a precios altamente subsidiados, mientras que el agua que les vende a los palestinos es a precios bastante mayores a los subsidiados.

“Un palestino de Gaza paga 1,2 dólares el metro cuadrado, mientras que un colono lo hace a 10 céntimos de dólar el metro cuadrado”.

Por su parte, el Consejo de Derechos Humanos de la ONU reveló en un estudio que dio a conocer mundialmente en febrero de este año, que las perforaciones en aguas profundas hechas por Mekorot y la israelí agroindustrial Mehadrin en el valle del Jordán ocupado, han causado el agotamiento de los pozos palestinos y sus manantiales.

PALESTINOS PIDEN AGUAEsto es grave si se toma en cuenta que alrededor del 80 por ciento de toda el agua palestina se extrae por perforaciones en esta área y es consumido por Israel y sus asentamientos en Cisjordania, revela el documento.

Recuerda que Mekorot, con el apoyo directo del ejército israelí, asumió la responsabilidad de los recursos hídricos de Cisjordania en 1982.

Así, el nuevo informe documenta un patrón claro de discriminación contra los palestinos: Mientras que los palestinos en Cisjordania viven con «escasez crónica” (de agua), los «asentamientos israelíes disfrutar de un suministro constante de agua”.

Agrega: “Los palestinos ni siquiera pueden utilizar las aguas residuales proporcionada a los asentamientos israelíes para el riego, y dependen cada vez más en su condicionada vida, puesto que el agua tiene un altísimo precio y éste es un propósito no casual”.

Además, los palestinos tienden a quedar aislados cuando falta agua por el uso de válvulas de suministro (reguladoras) por parte de Mekorot; sin embargo, ninguna de estas restricciones se aplica al uso del agua por los colonos israelíes.

El documento destaca que la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que cada persona debe tener acceso a 100 litros de agua por día, pero los colonos israelíes en Cisjordania suelen consumir 400 litros diarios mientras que los palestinos tienen que conformarse con sólo 73 litros o, en el caso de los beduinos palestinos, tan sólo 10 litros.

El nuevo informe de la ONU es el resultado de una misión de investigación de los asentamientos israelíes en la Ribera Occidental (Cisjordania), incluida Jerusalén Oriental.

Israel trató de obstaculizar las visitas de campo a Cisjordania por la Misión de la ONU, encabezada por la magistrada francesa Christine Chanet, haciendo caso omiso de cinco solicitudes de cooperación. Sin embargo, la misión tuvo éxito en la obtención de información de primera mano durante las reuniones celebradas en Jordania.

«ES POLÍTICA»

En Argentina existe una numerosa oposición a la entrada de la empresa nacional del agua israelí (Mekorot) en el país sudamericano (Foto: internet).
En Argentina existe una vigorosa oposición a la entrada de la empresa nacional del agua israelí (Mekorot) en el país sudamericano, aliado con políticos presuntamente corruptos (Foto: internet).

Pero la calidad moral de la empresa israelí no es obstáculo para el gobierno de Baja California y el Consejo Coordinador Empresarial de Ensenada.

Las dos entidades firmaron, el pasado 15 de julio, un convenio de coordinación para el desarrollo del proyecto “Ensenada, infraestructura del agua”, el cual a decir de Carlos Flores Vásquez, secretario de Infraestructura y Desarrollo Urbano del Estado, tendrá dos objetivos: el mayor aprovechamiento del escurrimiento de agua por las lluvias y el tema de las aguas tratadas, asuntos que estudios previamente hechos por el Colegio de Ingenieros Civiles ,el Instituto Municipal de Investigación y Planeación (IMIP), ambos de Ensenada, y la Comisión Estatal del Agua (CNA) ya habían diagnosticado detalladamente.

Flores explicó: “Ensenada trata cerca de 500 litros por segundo con sus diferentes plantas de tratamiento y solamente estamos provechando el seis por ciento aproximadamente”.

En este sentido, dijo, el estudio –que tendrá una inversión pública y privada de 166 mil dólares, divididos a partes iguales- permitirá definir claramente los alcances para el adecuado aprovechamiento del agua y “hacia dónde hay que enfatizar los esfuerzos, ya que eso va a derivar en la generación de un proyecto ejecutivo que finalmente se convierta en un proceso de gestión de recursos”.

Por su parte Miguel Ávila Niebla, director de la Comisión Estatal del Agua (CEA), dijo que el proyecto busca la retención de las aguas de las crecidas de los ríos y el reúso de las aguas residuales en la región de Ensenada, que incluye desde el Valle de Guadalupe hasta El Rosario.

Y el químico Jesús del Palacio Lafontaine, subsecretario de Desarrollo Económico del  Estado en Ensenada, colaborador de A los Cuatro Vientos en el programa de radio que se transmite en la estación XS 92.9 FM de la ciudad de Ensenada, manifestó que los empresarios y al gobierno estatal únicamente están interesados en el potencial técnico de los israelís en el tema hídrico.

“Lo otro es política”, afirmó en la emisión radiofónica de A los Cuatro Vientos del pasado viernes 16 de agosto, en que se trató el tema del abastecimiento de agua potable a Ensenada, ciudad que este año registra un déficit  de entre 140 a 170 litros por segundo.en su dotación del liquido.

A continuación,el audio de ese programa: http://4vientos.net/audio/ISRAELAGUAENSENADA.mp3